Cancellara vacila y reta a Gaimon

Cancellara, en una entrevista anterior con Ciclo21 © Ciclo21

Nicolás Van LooyRafa Mora / Ciclo21

Es un no parar y al final van a echarse hasta unas risas, a costa de todos, como sigan así. Al tiempo. Fabian Cancellara le ha devuelto la moneda a Phil Gaimon, quien le acusó en su libro de usar motores eléctricos en su bicicleta. Ahora el suizo se ha subido al tren de la vacilada y ha retado al norteamericano a una carrera. Y además promocionándose. Tal como hizo el primero hace el segundo. Tal para cual.

Es Cancellara un hombre discreto habitualmente en su Twitter, pero hoy ha roto su silencio entre la polémica que circula a su alrededor respecto a los ataques de Gaimon que éste negó luego mientras aquel le exigía retirar la publicación del libro y todo el jaleo. Ahora el campeón olímpico contrarreloj y autor de las mayores exhibiciones de uno contra todos en el pelotón internacional y en diferentes y no pocos escenarios, ha decidido dar un paso adelante rayano en la batalla de gallos.

Cancellara ha lanzado un tuit en el que le dice a Gaimon -del cual no cabe otra cosa que esperar una respuesta para seguir con esta mandanga-, primero, que no le conoce, y tras el dardito, le invita a ganarle en una competición. Y no en una cualquiera, sino que el suizo es listo y se lo lleva a su terreno. Promocionando, que es gerundio: “Te invito a que me ganes en una de mis 8 carreras Chasing Cancellara, del próximo 2018. Tú eliges, fecha de salida de 5 países”.

Acto seguido, el suizo añade un pletórico “¡Tengo mucha curiosidad por ver cuántos vatios puedes mover!” y un vacilón “¡Empieza a entrenar!”. Dicho lo cual, huele a que periodísticamente este cuento toca a su fin, pues ahora ya estamos metidos, de lleno, en la publicidad más directa entre ambos. Punto.

Fabian Cancellara se ha cansado del tema y ha puesto las cartas sobre la mesa. El suizo ha dado órdenes a sus abogados que ya han reclamado la retirada por falsedades del libro del norteamericano Phil Gaimon, en el que le acusa de ayuda mecánica con motores eléctricos en sus bicicletas.

Cancellara ha estallado finalmente ante las acusaciones, graves y altisonantes que Gaimon (leer más abajo), que pasó sin apenas dejar huella por el ciclismo profesional -dos temporadas en el World Tour-, vertió contra el que fuera uno de los mejores corredores que ha dado el ciclismo mundial.

Según el periódico belga Het Nieuwsblad, el manager de Cancellara, Armin Meier, ha pedido a Gaimon que emita una disculpa pública por las acusaciones contenidas en su libro. “Nuestros abogados solicitan a la editorial estadounidense Penguin Random House que la venta del libro se suspenda de inmediato y que el escritor Phil Gamon se disculpe”, ha manifestado Meier. Además, la UCI anunció la semana pasada que iban a abrir una investigación (leer más abajo) para clarificar el caso de los supuestos motores eléctricos.

Gaimon responde que no acusó

Phil Gaimon, a través de un comunicado en su web ha rechazado que haya acusado a nadie de llevar motores, sino que afirma que se ha hecho eco de “un rumor que está bien documentado y tiene muchos años, y lo presenté como tal”. El ex-corredor ha asegurado que no tiene intención de entrar en polémicas ni ir más allá, y que la retirada de la publicación no se llevará a cabo, “excepto por las personas que lo compran”, ha manifestado.

Asimismo, el norteamericano asegura que no pretendía vender libros con esta polémica mediante: “No esperaba que se sacara de contexto, y lo siento por los que hayan perdido tiempo con esto. No es así como quería vender el libro, no vale la pena este dolor de cabeza”.

El presidente de la UCI, David Lappartient

La UCI quiere tomar cartas en el asunto que ha destapado, con su dureza verbal y su ataque directo, el excorredor Phil Gaimon (leer más abajo). Según el mismo presidente del organismo internacional que regula el ciclismo, David Lappartient, se va a intentar llegar al fondo de la cuestión ante la gravedad de las acusaciones.

En declaraciones a Cyclingnews, Lappartient ha asegurado sobre el caso que intentará “obtener más información”, yendo más allá con un claro: “E investigaremos“. Y lo harán, según dice, “porque necesitamos saber exactamente qué hay detrás de esto”. El presidente no es ajeno a lo que se dice y circula por el pelotón y por el ambiente de los aficionados: “Por supuesto, escuché todos los rumores, como todos, y solo quiero saber exactamente lo que hay. Así que investigaremos, ese es nuestro trabajo”.

“En este punto, no puedo decir más que esto, pero espero que esto nunca haya sucedido en el ciclismo profesional”, ha añadido el máximo dirigente del ciclismo munial. “Si este fuera el caso, sería un desastre para la imagen del ciclismo y es por eso que tenemos que luchar porque todo el mundo que hay alrededor pueda confiar en el resultado, confiar en la UCI y confiar en los controles de nuestras instituciones”.

Phil Gaimon

Phil Gaimon, en su etapa en Cannondale

Phil Gaimon es un ex ciclista norteamericano de 31 años que, tras una carrera de ocho temporadas, dos de ellas en el World Tour (2014 y 2016) colgó la bicicleta al finalizar la campaña de 2016. Su última carrera como profesional fue el Tour de Alberta (2.1) del pasado año y, desde entonces, ha estado centrado en la escritura de una autobiografía que ahora ha visto la luz y que pasaría completamente desapercibida de no ser por los furibundos ataques que lanza contra el suizo Fabian Cancellara.

El americano, cuya carrera deportiva –en la que una etapa en el Tour de San Luis de 2014 aparece como su único triunfo– o su relevancia dentro del pelotón no justifican necesariamente la publicación de un libro, descarga sin misericordia contra el helvético y, quizás en busca de la publicidad que no podría conseguir de otra manera, vuelve a desenterrar los rumores de dopaje mecánico del triple ganador en Roubaix y Flandes.

Pero lo que realmente hace Gaimon es tirar la piedra y esconder la mano ya que se limita a decir que “nunca creí en los rumores sobre dopaje mecánico por parte de Cancellara hasta que escuché a ex compañeros suyos decir que, en determinadas carreras, el suizo llevaba a su propio mecánico y que en esos momentos su bicicleta no podía mezclarse con las del resto de sus compañeros”. Todo ello, en declaraciones realizadas a la web británica cyclist.co.uk.

Según el americano, “si ves las imágenes de televisión de esas carreras, ves que esas aceleraciones no son naturales. En ocasiones, llega a dar la impresión de que no puede seguir el ritmo de sus propios pedales”. Y, tras arrojar esas duras declaraciones, esconde la mano poniéndolo todo en condicional: “ese gilipollas podría haber estado utilizando un motor en su bicicleta”.

Segúns sus palabras, “los motores nunca han sido un tema del que se haya hablado mucho en el pelotón, pero tengo la sensación de que Cancellara sí los ha usado en algunas carreras”. Ante las acusaciones que desde las redes sociales se han lanzado contra Gaimon acusándole de que todo este ruido no es más que una estrategia de marketing para vender su libro, el americano dice que “no es cierto. No quería que este fuese el tema principal de conversación, pero alguien tenía que decirlo”.

Un comentario

  1. Hmm, vaya noticia más falsa?
    Ni dice “ese gilipollas podría haber estado utilizando un motor en su bicicleta” ya que la traducción de inglés a español has añadido palabras que no existían.
    Y tampoco nombra a Cancellara en esta frase del libro como tu dices “tengo la sensación de que Cancellara sí los ha usado en algunas carreras”

    Además hablas de que su paso por el profesionalismo fue desaparecido, etc. Que es completamente falso tambien, si no no tendría su propio Gran Fondo, patrocinado por Cannondale, Mavic, Castelli, etc y una serie llamada “Worst Retirement Ever” en America.

    De verdad, me sorprende muchisimo Fernando Ferrari que puedas escribir algo tan sumamente irreal y fuera de contexto.
    Para eso copias y pegas una noticia de otra página y de paso una inglesa la lees y traduces bien antes de escribir.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*