París-Roubaix: El Rey ha muerto. ¡Viva Van Avermaet!

Van Avermaet_Roubaix_2017

Greg Van Avermaet alzó su primer adoquín en el podio de Roubaix / © ASO

Nicolás Van Looy / Ciclo21

El aire fresco de la soleada mañana primaveral, con su cielo raso, recibía a los primeros aficionados que llegaban a Compiègne con cierto aroma especial. Con esa inconfundible densidad que transmiten los días importantes. Las fechas señaladas. El sol, que con sus rayos y calor levantaba la niebla tan típica de esta zona, nos presentaba un cielo azul espléndido que contrastaba con el verde y amarillo de los campos de girasoles. Con el marrón de los campos recién arados y listos para la siembra. Incluso, con el polvo que la caravana publicitaria, allá a lo lejos, comenzaba a levantar en cada uno de los 29 tramos adoquinados que esperaban a los corredores que, gravitando alrededor de la estrella reluciente de Tom Boonen (Quick Step Floors), iban firmando uno a uno antes de dirigirse al arco de salida.

La París-Roubaix es una carrera que, en el imaginario colectivo, huele a lluvia recién caída. Sabe a barro en los labios. Se ven en blanco y negro antiguo. Pero no. Hoy no tocaba eso. Hoy todo tenía que cambiar. Hoy, como si los astros se hubiesen alineado para despedir al más grande corredor que sobre estos adoquines bailó, todo salió perfecto para el cambio. Para la transición. Los carteles, allá donde antes se leía Nord Pas de Calais rezan ahora Region Hauts de France. El velódromo, donde antes sólo una línea blanca marcaba la paz, ahora acoge un horrendo arco publicitario. Y el pelotón, donde antes brillaban los Lapize, Ronsse, Coppi, Van Steenbergen, Merckx, Van Looy, Moser, De Vlaeminck, Kelly, Hinault, Tafi, Museeuw, Van Petegem, Tchmil, Cancellara… se acostumbraba ahora a la insolencia y la fuerza de un Iván García Cortina (Bahrain-Merida) que, como si tuviese prisa por llegar a Troisvilles y empezar a pegar barrigazos sobre el adoquín, se tornaba en animador de una rapidísima salida en la que se metió en la primera fuga que consiguió tomar un poco de entidad y, cuando aquello no cuajó, fue de los más generosos, mientras se rodaba bien por encima de los 50 kilómetros hora, evitando que se formase la típica escapada del día que llevara la tranquilidad al pelotón.

El grupo volaba mientras que unos y otros, con un Katusha-Alpecin tremendamente activo, intentaban formar ese grupito que recibiera el visto bueno del pelotón para ir abriendo camino, como hicieron en estos mismos parajes en el siglo pasado, tantos héroes anónimos camino de Berlín después de desembarcar en alguna playa no demasiado lejos de aquí, hacia ese ciclismo de otra época. Ese ciclismo que ya no existe salvo el segundo domingo del mes de abril.

A Troisvilles, el lugar donde todo empieza –si es que rodar 97 kilómetros por encima de los 50 kilómetros por hora no es suficiente para espolear las piernas–, llegaban destacados Yannick Martinez (Delko), Jelle Wallays (Lotto-Soudal) y Mickaël Delage (FDJ) con apenas un minuto de renta sobre un grupo todavía enorme. Un grupo tan numerosos que no hacía presagiar nada bueno, como poco antes había descubierto Luke Durbridge (Orica-Scott), en el día de su 26º cumpleaños, en una zona sin ningún misterio. Un grupo, decíamos, donde como siempre, pero de manera especial hoy con tanta gente empeñada en no perder comba, rodar delante era fundamental. Oliver Naesen (Ag2r-La Mondiale) fue el primer favorito en darse cuenta de ello. No iba el belga excesivamente retrasado, pero sí lo suficiente como para que la primera montonera gorda del día se lo llevara puesto y se dejara allí gran parte de sus opciones en una carrera en la que, a las primeras de cambio, ya le tocaba ir a la contra.

Martinez apenas aguantó tramo y medio antes de tener que decir adieu a sus compañeros de fuga. Wallays y Delage, que poco más tarde recibieron la compañía del gigante Stijn Vandenbergh (Ag2r-La Mondiale) se revolvían en cabeza, cabezones, por no dar su brazo a torcer. Nunca su ventaja subió por encima del medio minuto, pero la fe en si mismos era, de alguna manera, inversamente proporcional al hueco abierto con un pelotón en el que ya de forma definitiva eran los grandes nombres los que se habían puesto el mono de faena camino del temidísimo bosque de Arenberg, primera de las grandes heridas de cinco estrellas abiertas en el suelo del norte francés.

Despiste y caída de Van Avermaet

Luke Durbridge_Roubaix_2017

Durbridge fue de los primers en irse al suelo / © ASO

Pero la primera selección importante, esa que normalmente queda reservada para Arenberg, se produjo esta vez antes. Fue en los 1.600 metros de tres estrellas entre Maing y Monchaux-sur-Écaillon donde Greg Van Avermaet (BMC), del que se estaba haciendo cargo un muy atento y fuerte Fran Ventoso, se iba al suelo por no haber hecho caso a la lección que a cualquier corredor le dan el primer día de clase: en los tramos adoquinados se entra en cabeza.

El campeón olímpico empezaba un calvario de esos que en Roubaix se suelen pagar muy caros. Le tocaba remontar poco antes de llegar al temido bosque que antes, cuando Museeuw, el hombre al que jubiló Boonen, casi se deja la pierna en su empedrado, se pasaba cuesta abajo y que ahora, cuando Boonen va a dejar su hueco a un atentísimo Sagan, se corre en dirección ascendente.

Arenberg pasó sin pena ni gloria. El grupo principal se había quedado reducido a 30 unidades. Sólo Alexander Kristoff (Katusha-Alpecin) fue el único hombre fuerte que se las vio y se las deseó para no verse eliminado, pero al noruego le vino a ver la suerte en forma de lo que a estas alturas ya se conocía como Grupo Van Avermaet que finalmente necesitó algo más de diez kilómetros, a contar desde la salida del bosque, en dar caza al grupito con el resto de favoritos.

Con 3.700 metros de longitud, el tramo entre Hornaing y Wandignies no tiene unos adoquines excesivamente mal colocados, pero es el más largo del día y eso es suficiente para ganarse la categoría de cuatro estrellas. Sus pedruscos no dan para más de tres estrellas, pero más de tres kilómetros dando botes pueden con cualquiera. Y, al menos en este caso, la palabra tomó toda la literalidad de su significado. Tom Boonen, aquel que durante 17 años ha danzado sobre ellos, empezó a pelearse con esos pavés que tanto amó.

Sagan, que además de fuerte, es listo y eleva, cada vez que de verdad se empeña en ello, el ciclismo a algo tan bello como el arte, se dio cuenta de que Tornado Tom no iba fino. Que algo pasaba. Y aceleró. A su rueda, listos como linces, Daniel Oss (BMC) y Jasper Stuyven (Trek-Segafredo), actuaban como secantes a favor de sus jefes de filas. Maciej Bodnar, el polaco fiel, se soldaba a la rueda de su jefe de filas. En Roubaix, ya saben, los gregarios no tiran de sus líderes sino que se ponen a su rueda para prestarles asistencia en caso de necesidad. Pero todo iba bien. Excelentemente. Y Bodnar pasó al relevo. Pero algo pasó. Escuchó un pum. Miró para atrás y vio a su jefe de filas haciendo malabares para aguantar, en la llanta, el equilibrio. Se solucionó rápido la avería, pero en Roubaix, casi siempre, rápido es sinónimo de demasiado tarde.

Stuyven y Oss, el verso suelto

Stuyven_Oss_Roubaix_2017

Stuyven tira de Oss / © ASO

Se les echó encima el grupo de Boonen y Van Avermaet. Donde aguantaba, como hace un año, Imanol Erviti (Movistar). Y Degenkolb (Trek-Segafredo). Y Démare (Ag2r-La Mondiale). Y Langeveld (Cannondale-Drapac). Y Greipel (Lotto-Soudal). Y, en definitiva, todos los buenos. Pero, como siempre que se junta tanto talento y calidad, aparecieron las dudas. Sagan dio por amortizados sus intentos y decidió que, si esta era la Roubaix que le tocaba ganar, lo haría dejándose llevar un poco. Boonen, última bala en el cargador, se dijo a sí mismo: ¡qué diantres!. Pero la munición, que no es más que una camisa de metal rodeando unos gramos de pólvora, que también caduca, como las piernas, ya no es la misma que años atrás.

Y tiraba Boonen, que estaba demasiado solo después del abandono de Niki Terpstra por caída, pero no soltaba a nadie. Allí donde antes un acelerón suyo bastaba para condenar al más pintado, todos podían seguir su estela. Y cuando el belga, que será viejo pero no es tonto, se cansaba de hacerlo todo, Langeveld se lanzaba a lo loco a por la téte de la curse. Y entonces entraba en acción Stybar, el crosser que un día reinó en el barro y que ahora traga polvo, valiente, durante decenas de kilómetros.

Y a todo esto Degenkolb, Van Avermaet, Sagan y los demás, incluido Erviti, se frotaban las manos. Esto va genial, pensaban. El abuelo va tan cegado que se ha olvidado de nosotros, analizaban. Por delante, Oss y Stuyven, que no terminaban de abrir hueco suficiente, dudaban. Eso, claro, ayudaba a que por detrás, entre tramo y tramo, pudiesen darse un respiro. Por delante, además de Mons-en-Pévèle y el Carrefour de l’Arbre, quedaba terreno para echar su apuesta abajo.

Y allí, en las cinco estrellas –color negro este año en otro de esos cambios que le daban todavía más rotundidad a este fin de época– de Mons-en-Pévèle tenían que terminar de caer las pocas máscaras que pudiesen seguir alimentando dudas y faroles. Sagan, inmenso, se colocó en cabeza de un grupo de favoritos que en el debut del sector perdía casi un minuto con la cabeza y que en la salida, con Tersptra y Boonen soldados a la rueda del arcoíris, se dejaba únicamente 25 segunditos sobre un quinteto en el que, además de Oss y Stuyven, se habían metido Jürgen Roelandts (Lotto-Soudal), Dimitri Claeys (Cofidis) y Gianni Moscon (Sky).

No solucionó, como tampoco lo había hecho antes Arenberg, ninguna duda el temido tramo, pero sí fue suficiente como para terminar de acabar con la fuga gracias al último empujón que los favoritos dieron entre Merignies-Avelin y, sobre todo, Pont Thibaut-Ennevelin. La tregua duró poco. Oss, que tenía orden de terminar de vaciarse, se volvió a marchar. Rodó de nuevo en solitario el melenudo italiano que a algo más de 30 kilómetros para meta, en un buen movimiento por parte de Quick Step Floors, recibía la compañía de Zdenek Stybar, lo que obligaba a Sagan a reaccionar en primera persona, despojado como estaba ya de ayudantes.

Pero la mala fortuna, esa que en otras circunstancias, si no hubiésemos visto lo que hemos visto estas últimas semanas y meses, llamaríamos la maldición del arcoíris, se cebó con él. Como antes, cuando intentó marcharse con Bodnar, llegó la avería. Esta vez tardó algo más en reparar su máquina y pronto se vio, de nuevo, eliminado. Junto a Boonen, que también estaba virtualmente eliminado tras no ser capaz de seguir a Greg Van Avermaet, Jasper Stuyven (de nuevo), Sebastian Langeveld y Gianni Moscon que se fueron hacia delante para dar caza a Roelandts y Stybar que ya estaban allí, en tierra de nadie, antes de juntarse todos con un Oss que, ahora ya sí, parecía vacío.

Sagan y Boonen nunca se rinden

Sagan_Roubaix_2017

Peter Sagan no tuvo hoy su día / © ASO

Quedarse en un grupo perseguidor o averiar tu máquina dentro de los últimos 30 kilómetros significa el fin de la París-Roubaix para todo el mundo… salvo para dos tipos que se llaman Peter Sagan y Tom Boonen. Dos corredorazos, que hoy han escenificado la alternativa, que no se dan nunca por vencidos.

Quick Step Floors demostró que tiene la carrera bien aprendida. Por delante Stybar no iba a tirar llevando como llevaba a su jefe de filas con opciones de enlazar a menos de medio minuto. Y eso, claro, lanzaba la siguiente pregunta: ¿quién iba a tirar para llevárselo a él? Por detrás, Sagan encontró a Burghardt para hacer el último y desesperado esfuerzo por volver a meterle, una vez más y ya van tres, en cabeza. En carrera.

Y así, con una persecución por grupos de privilegiados con unos 25 segundos de diferencia entre ambos, rodábamos hacia el Carrefour de l’Arbre. Allí, ahora sí, todo tenía que explotar. Tenía que saltar por los aires. Boonen se removía, inquieto, en su grupo. Sabía que era ahora o nunca.

Por delante Langeveld, liberado de Sep Vanmarcke, su lesionado jefe de filas, se mostraba fuerte y ansioso. Gianni Moscon hacía lo propio sabiendo que Van Avermaet iba a ser más conservador y que Stybar iba a tener que medir muy bien a por quién salir.

Y así, con 40 segundos, se entraba en el infame tramo del Carrefour de l’Arbre. Sagan entró roto mentalmente. Harto de mala suerte. Cansado, quizás, de tantas semanas de atención y exigencia. Boonen, en los últimos 15 kilómetros como ciclista profesional, oía por la radio que Van Avermaet y Langeveld se quedaban solos en cabeza junto a su compañero Stybar y se lanzaba hacia una locura imposible. Era más de medio minuto lo que tenía que recuperar y muy poco terreno donde hacerlo.

Junto a Tommeke iban Degenkolb, Naesen y Hayman. Demasiada gente. Demasiados invitados. Demasiadas rémoras. Por delante, Langeveld se sentía fuerte y Stybar sabía que estaba ante la oportunidad de su vida. Van Avermaet se sabía vendido. Él era el único con la clara intención de tirar. El campeón olímpico, con 12 kilómetros por delante, pateaba sus pedales, olvidado ya el golpe recibido un par de horas antes.

Boonen se despedía de sus opciones de triunfo unos 15 minutos antes que del ciclismo. El sueño, la leyenda, era demasiado bella como para serle concedida. El Infierno es lo que es precisamente porque, como el Tour, no permite que nadie lo conquiste. Es él el que elige a sus amantes. Son sus adoquines los que dan o quintan la gloria. Nunca, y eso le ha quedado claro a un corredor que se ha preparado como nunca para una carrera en la que no tuvo ningún contratiempo con el que excusarse, son los corredores los que pueden presumir de haberlos domado. Y el Infierno no quería que el bello Boonen, aquel que un día fue el yerno perfecto, lo poseyese.

Van Avermaet, el que nunca se rinde

Boonen_Roubaix_2017

Boonen no pudo mostrar su mejor versión / © ASO

Van Avermaet se escondió en el (pen)último tramo adoquinado. Se puso a rueda de Stybar que, a su vez, se dejaba llevar por Langeveld. El campeón olímpico mostró arrojo. Valentía. Empeño. Convencimiento. No se rendía. La cosa no iba como él quería y acabó saliendo de esas tres estrellas de Willems a Hem, en cabeza. Enojado.

A estas alturas de la vida y de la carrera, el de BMC sabía que estaba bailando con la más fea, pero es que la más fea de Roubaix es, qué duda cabe, de las más bellas que ofrece el ciclismo. Stybar, callado y sin hacer ruido, se veía más cerca que nunca de ese sueño que le hizo abandonar su amado barro invernal.

Entraron los tres juntos al velódromo, con ese arco feo y moderno anunciando los cambios que ya han llegado. Con esos Hauts de France donde antes estaba el Nord Pas de Calais. Con la cara llena de polvo que antes solía ser barro. Con el sol como testigo brillando fuerte donde antes siempre había nubes grises.

Y comenzaron a jugar con sus nervios y los de todos los demás. Se estudiaban Styby y Van Avermaet y llegarón, por detrás, Moscon y Stuyven. El italiano intentó la locura, pero no. No era el día. Stybar lanzó el sprint, pero el campeón olímpico no iba a ceder hoy y en una progresión increíble se alzaba con un triunfo espectacular el día en el que la Historia le negó a Boonen (13º) su sueño y en el que su heredero comenzaba su propia leyenda estableciendo un nuevo récord de velocidad en las 115 ediciones al haber cubierto los 257 kilómetros a una media de 45,204 kms/h.

Greg Van Avermaet: He tenido que esperar, pero ya tengo mi Monumento

Van Avermaet_Roubaix_2017

Van Avermaet sumó su primer Monumento / © ASO

El ganador de la prueba se mostró tremendamente aliviado después de conseguir sumar a su palmarés su primer Infierno del Norte y convertirse, de paso, en el primer campeón olímpico en ejercicio en hacerlo. “Es la carrera que no había sido capaz de ganar porque siempre pasaban cosas que me impedían disputarla teniendo opciones. La primera vez que vine aquí, como neoprofesional, pensé: aquí no gano nunca. Es mi primer Monumento y el que más he deseado y esperado que llegara. Más incluso que la Vuelta a Flandes”.

En cuanto a la prueba de hoy, el belga aseguraba que “ha ido perfecto. Es verdad que al principio tuve mala suerte, pero todo salió bien. Al final, estaba preocupado por Stybar porque no había trabajado en los últimos kilómetros, pero he estado rápido y fuerte. He tenido que esperar mucho, pero ya tengo mi primer Monumento. Estoy muy contento por ello”.

Para el de BMC la clave ha estado en mantener la calma. “Ya he demostrado en el pasado que puedo sprintar así que no me quise obsesionar con soltar a los demás en el Carrefour de l’Arbre. Además, Stybar, no sé muy bien por qué, no estaba ayudando. No tenía a nadie de su equipo capaz de darnos caza”.

En cuanto a esa caída que parecía que podía dejarlo sin opciones, el vencedor explicaba que “he tenido algo de mala suerte antes de Arenberg, pero el equipo ha hecho un trabajo perfecto para volver a llevarme al lugar adecuado y que todas las piezas del puzle volvieran a encajar”.

Esta primavera es para mí una primavera de ensueño. Flandes fue bonito. Estoy muy contento con ese segundo puesto, pero esto lo supera todo”, sentenciaba sobre un inicio de año en el que se ha mostrado casi intratable.

Zdenek Stybar: “Tenía buenas piernas, pero Greg ha sido más rápido”

Stybar_Roubaix_2017

Stybar acabó segundo / © ASO

Aunque no dio ni un solo relevo en los últimos kilómetros protegiendo, al menos esa es la excusa, las opciones de Tom Boonen, Zdenek Stybar no fue capaz de superar a Greg Van Avermaet en el sprint final. El checo y el belga protagonizaron un final realmente de infarto y el de Quick Step Floors reconocía que “estoy decepcionado porque he estado muy cerca del triunfo, pero estoy todavía más decepcionado de no haber podido ganar con Boonen” y reconocía que “nuestro plan no ha salido bien”.

Stybar explicaba que “nos ha costado mucha energía meter y mantener a Tom en la parte delantera de la carrera. No ha habido ni un momento de descanso. Hemos ido a tope desde el principio hasta el final. Ha sido muy especial y una pena que no hayamos podido ganar”.

El checo explicaba que “la intención era que yo me metiese en la fuga que se formase en la parte final. Cuando tuve que acelerar para cerrar el hueco con Langeveld y Roelandts comencé a sentir calambres, así que ya sabía que iba a ser muy difícil estar delante en el final. Lo he dado todo y eso me ha costado muchas energías”.

Una vez estabilizada la carrera y con Stybar en el grupo de elegidos “he decidido mantenerme a rueda de Greg y Langeveld, pero eso no quiere decir que me estuvieran llevando en un sillón. Eso es imposible después de 240 kilómetros. Tenía buenas piernas para el sprint, pero Greg ha sido más rápido. El año que viene lo haré mejor”.

Sebatian Langeveld: “Estoy muy orgulloso de mi podio”

Apenas quedaban cinco kilómetros para el final cuando, con un gesto, Sebastian Langeveld indicaba a Greg Van Avermaet y Zdenek Stybar que se soldaran a su rueda. El de Cannondale-Drapac había renunciado a pelear por el triunfo y se sacrificaba a trabajar con tal de evitar que el grupo que les perseguía les diera alcance y pusiera en peligro su podio.

Tras finalizar la prueba, el holandés se mostró “muy orgulloso de este tercer puesto. Acabar tercero en un Monumento es algo fantástico. No sé si podría haber aspirado a algo más. Eso es siempre muy difícil de decir. Tenía muy buenas piernas y me encontra muy bien, pero vas al lado de Van Avermaet. Además, Stybar nunca ha dado un relevo a fondo, así que sabía que iba a ser muy complicado”.

Tom Boonen: “No me apetecía dar una vuelta de honor”

Boonen_Roubaix_2017

Boonen, en su última meta/ © Tim De Waele

El gran derrotado del día fue Tom Boonen, que a estas horas ya es un excorredor profesional, pero que no ha pasado a la condición de jubilado como ganador de la París-Roubaix. “En mis sueños dejo a todos atrás en el Carrefour de l’Arbre y llego solo a meta”, reconocía ayer mismo.

Finalmente, todo se quedó en un sueño. El belga acabó 13º y, pese a que se le dio la oportunidad de hacerlo, no quiso dar una vuelta de honor al velódromo. “No he querido hacerlo porque me siento algo frustrado por lo sucedido hoy. Las cosas no han salido tal y como esperábamos”.

Tornado Tom, al que le esperaban cerca de medio millar de aficionados a los pies del autobús del equipo, aseguró que “esta noche voy a recuperarme y a partir de mañana toca empezar a disfrutar de mi nueva vida a mi propio ritmo”.

Jasper Stuyven: “Es un cuarto puesto muy reparador”

Stuyven_Oss_Roubaix_2017

Stuyven tira de Oss / © ASO

Jasper Stuyven (Trek-Segafredo) fue el mejor corredor de su equipo en el día de hoy y, tras acabar cuarto en el velódromo, se confirma como una de las grandes alternativas al ya ex profesional Tom Boonen para el ciclismo de su país. “Creo que hoy he demostrado que estoy a un buen nivel”, decía nada más cruzar la línea de meta reivindicándose después de que haberse lamentado esta misma semana de tener la sensación de haber perdido su rol como jefe de filas en el equipo. “Ha sido una primavera complicada para mí, pero terminarla de esta manera es algo muy reparador. Empezaba la carrera sin ninguna expectativa concreta y, de verdad, no me había planteado qué podría ser un escenario positivo o negativo para mí”.

Stuyven cree que uno de los secretos de su buena actuación es que “he tomado la salida muy tranquilo. Eso me ha ayudado. No tenía ninguna presión y no tenía que preocuparme de nada”. Después de rodar mucho tiempo en cabeza, el joven belga reconoce que “el Carrefour de l’Arbre ha sido demasiado para mí. Confiaba en que hubiese algo de viento de cara para que la cosa fuera más lenta, pero eso no sucedió y ya no pudimos cerrar el hueco”.

En cuanto a ese final de infarto en el que “llegamos a contactar ya dentro del velódromo con los tres de cabeza”, Stuyven desvela que su plan “fue coger la rueda de Langeveld para poder pasarle por el tercer puesto, pero no pude hacerlo”.

 

Peter Sagan: “No basta con tener buenas piernas”

Sagan_Roubaix_2017

Sagan se topó con la mala suerte / © Bora

El campeón del mundo demostró en algunos momentos de la prueba que tenía buenas piernas, pero la suerte que le ha acompañado en otras ocasiones le abandonó hoy siendo víctima de dos averías que le dejaron sin opciones. “Ha sido una carrera muy dura y rápida”, sentenciaba el eslovaco. “Mis compañeros hicieron un gran trabajo durante todo el día, pero sufrí dos pinchazos en momentos clave justo cuando estaba atacando”.

El portador del maillot arcoíris se resignaba y reconocía que “para ganar la París-Roubaix  no sólo necesitas estar en buena forma y tener buenas piernas. En cualquier caso, esto forma parte del ciclismo y volveré a intentarlo el año que viene”.

Iván García Cortina: “Ahora ya sé como funciona esta carrera”

Ivan Garcia Cortina_Flandes_2017_2

Iván García Cortina tuvo mala suerte / © Merida Bikes

El asturiano Iván García Cortina (Bahrain-Merida) era uno de los debutantes más destacados en el día de hoy. El español, que sueña con poder labrarse un futuro en el ciclismo clasicómano, llegaba a la París-Roubaix inflado de moral tras su 11º puesto en el GP Escalda del pasado miércoles.

Durante los primeros compases de la carrera el español estuvo muy activo intentando meterse en la fuga buena del día, aunque esta nunca se produjo. Ya en la parte decisiva del Infierno el asturiano lamentó haber tenido “mala suerte. Una pena. Pinché en un mal momento y lugar y tuve que esperar tres minutos a que llegara el coche para poder ayudarme”.

Pese a todo, García Cortina se queda con la parte positiva de su primera experiencia camino del velódromo. “Ahora ya sé cómo funciona esta carrera de cara al año que viene. Sin duda, me encanta”.

Daniel Oss: “Ha sido un gran trabajo en equipo”

Señalado por el propio vencedor como uno de los grandes artífices de su triunfo, Daniel Oss (BMC) ha sido uno de los protagonistas de la parte final de la prueba. No sólo se metió en el corte bueno sino que supo jugar perfectamente bien sus cartas a favor de su jefe de filas. “Todo ha salido perfecto. Ha sido un gran trabajo en equipo”, sentenciaba. Y hacía el análisis extensivo a todo el periodo primaveral. “Ha sido una primavera increíble para nosotros”.

“Lo hemos hecho todo como un equipo”, explicaba ya sobre el Infierno del Norte. “Esa es nuestra gran virtud, pero también cuando perdemos permanecemos unidos y eso nos hace más fuertes. El plan ha salido perfecto. Yo era uno de los corredores que tenía que marcharse por delante. Confiaba ciegamente en el sprint de Greg y pude ver en la pantalla gigante cómo ganaba. Ha sido fantástico”.

LA CARRERA EN IMÁGENES

Boonen_Roubaix_2017_Salida

Boonen era el gran protagonista en la salida de Compiégne / © ASO

Hayman_Roubaix_2017

Hayman fue el defensor del dorsal número 1 / © ASO

Roubaix_2017_Inicio

La primera parte de la carrera fue muy rápida / © ASO

Cortina_Roubaix_2017

Iván García Cortina (dcha) no pudo acabar su primera Roubaix / © ASO

Boonen_Roubaix_2017_Grafiti

La afición tenía claros sus deseos / © Quick Step

Una vez más, el público se echó a las cunetas / © ASO

Roubaix_2017_Polvo

Ha sido una edición con mucho polvo / © ASO

Roubaix_2017_Ambiente

‘Gracias Tom’ fue lo más repetido en las pancartas / © Quick Step

Roubaix_2017_Ambiente_02

La carrera se ha disputado en un gran día de primavera / © Sky

Boonen_Langeveld_Roubaix_2017

El Arenberg no fue un tramo decisivo / © ASO

Van Avermaet_Stybar_Roubaix_2017

La pelea en el adoquín volvió a ser intensa / © Quick Step

Van Rensburg_Roubaix_2017_caida

Las caídas siempre son parte de la París-Roubaix / © ASO

Terpstra_Roubaix_2017_caida

Niki Terpstra tuvo que abandonar muy pronto / © Belga

Boonen_Roubaix_2017

Boonen no tuvo su mejor día / © Quick Step

Chavanel_Roubaix_2017

Chavanel durante el Infierno del Norte / © ASO

Van Avermaet_Stybar_Langeveld_Roubaix_2017

El sprint por el triunfo tuvo tres protagonistas / © Quick Step

Boonen_Roubaix_2017_Meta

Boonen reconoció sentirse frustrado / © Quick Step

Roubaix_2017_Podio

El podio final del tercer Monumento del año / © ASO

Van Avermaet_Roubaix_2017_Trofeo

El vencedor, feliz, con su trofeo / © Sky

CLASIFICACIÓN

1 Greg VAN AVERMAET BEL BMC 32 5:41:07
2 Zdenek ŠTYBAR CZE QST 32 +0
3 Sebastian LANGEVELD NED CDT 32 +0
4 Jasper STUYVEN BEL TFS 25 +0
5 Gianni MOSCON ITA SKY 23 +0
6 Arnaud DEMARE FRA FDJ 26 +12
7 André GREIPEL GER LTS 35 +12
8 Edward THEUNS BEL TFS 26 +12
9 Adrien PETIT FRA DEN 27 +12
10 John DEGENKOLB GER TFS 28 +12
11 Mathew HAYMAN AUS ORS 39 +12
12 Florian SENECHAL FRA COF 24 +12
13 Tom BOONEN BEL QST 37 +12
14 Yoann OFFREDO FRA WGG 31 +12
15 Laurens DE VREESE BEL AST 29 +12
16 Marcus BURGHARDT GER BOH 34 +12
17 Piet ALLEGAERT BEL SVB 22 +12
18 Nikolas MAES BEL LTS 31 +12
19 Sylvain CHAVANEL FRA DEN 38 +12
20 Dylan VAN BAARLE NED CDT 25 +12
21 Daniel OSS ITA BMC 30 +12
22 Jurgen ROELANDTS BEL LTS 32 +20
23 Jelle WALLAYS BEL LTS 28 +26
24 Marcel SIEBERG GER LTS 35 +36
25 Ramon SINKELDAM NED SUN 28 +2:24
26 Marco MARCATO ITA UAD 33 +2:24
27 Nils POLITT GER KAT 23 +2:24
28 Jonas VAN GENECHTEN BEL COF 31 +2:24
29 Koen DE KORT NED TFS 35 +2:24
30 Bert VAN LERBERGHE BEL SVB 25 +2:24
31 Oliver NAESEN BEL ALM 27 +2:24
32 Bert DE BACKER BEL SUN 33 +2:24
33 Jos VAN EMDEN NED TLJ 32 +2:24
34 Dimitri CLAEYS BEL COF 30 +2:24
35 Stijn VANDENBERGH BEL ALM 33 +3:01
36 Bernhard EISEL AUT DDD 36 +3:30
37 Pieter VANSPEYBROUCK BEL WGG 30 +3:45
38 Peter SAGAN SVK BOH 27 +5:12
39 Christophe LAPORTE FRA COF 25 +5:44
40 Jasha SÜTTERLIN GER MOV 25 +7:12
41 Daniele BENNATI ITA MOV 37 +9:41
42 Wouter WIPPERT NED CDT 27 +9:41
43 Mickael DELAGE FRA FDJ 32 +9:41
44 Iljo KEISSE BEL QST 35 +9:41
45 Matthieu LADAGNOUS FRA FDJ 33 +9:41
46 Mads Würtz SCHMIDT DEN KAT 23 +9:41
47 Dylan GROENEWEGEN NED TLJ 24 +9:41
48 Reto HOLLENSTEIN SUI KAT 32 +9:41
49 Mike TEUNISSEN NED SUN 25 +9:41
50 Ryan MULLEN IRL CDT 23 +9:41
51 Boy VAN POPPEL NED TFS 29 +9:41
52 Pim LIGTHART NED RNL 29 +9:41
53 Scott THWAITES GBR DDD 27 +9:41
54 Lars Ytting BAK DEN LTS 37 +9:41
55 PIERRE LUC PERICHON FRA FVC 30 +9:41
56 Miles SCOTSON AUS BMC 23 +9:41
57 Maxime FARAZIJN BEL SVB 23 +9:41
58 Olivier LE GAC FRA FDJ 24 +9:41
59 Christian KNEES GER SKY 36 +9:41
60 Jorge ARCAS PEÑA ESP MOV 25 +9:41
61 Imanol ERVITI ESP MOV 34 +9:41
62 Gregory RAST SUI TFS 37 +9:41
63 Hugo HOULE CAN ALM 27 +9:41
64 Edvald BOASSON HAGEN NOR DDD 30 +9:41
65 Tom SCULLY NZL CDT 27 +9:41
66 Alex DOWSETT GBR MOV 29 +9:41
67 Luka MEZGEC SLO ORS 29 +9:41
68 Dmitriy GRUZDEV KAZ AST 31 +9:41
69 Preben VAN HECKE BEL SVB 35 +9:41
70 William CLARKE AUS CDT 32 +9:41
71 Nikias ARNDT GER SUN 26 +9:41
72 Ian STANNARD GBR SKY 30 +9:41
73 Manuel QUINZIATO ITA BMC 38 +9:41
74 Jean-Pierre DRUCKER LUX BMC 31 +9:41
75 Maciej BODNAR POL BOH 32 +9:41
76 Tony MARTIN GER KAT 32 +9:41
77 Andreas SCHILLINGER GER BOH 34 +9:48
78 Jens DEBUSSCHERE BEL LTS 28 +9:53
79 Edward PLANCKAERT BEL SVB 22 +9:55
80 Wesley KREDER NED WGG 27 +9:55
81 Francis MOUREY FRA FVC 37 +9:55
82 Yves LAMPAERT BEL QST 26 +9:55
83 Jens KEUKELEIRE BEL ORS 29 +14:06
84 Marc SARREAU FRA FDJ 24 +14:06
85 Juraj SAGAN SVK BOH 29 +18:28
86 Franck BONNAMOUR FRA FVC 22 +18:28
87 Marco HALLER AUT KAT 26 +18:28
88 Matteo TRENTIN ITA QST 28 +18:28
89 NICCOLO’ BONIFAZIO ITA TBM 24 +18:28
90 Alexander EDMONSON AUS ORS 24 +20:44
91 Mitch DOCKER AUS ORS 31 +20:44
92 Truls KORSÆTH NOR AST 24 +20:44
93 David PER SLO TBM 22 +20:44
94 Amund Grondahl JANSEN NOR TLJ 23 +20:44
95 Mads PEDERSEN DEN TFS 22 +20:44
96 Jenthe BIERMANS BEL KAT 22 +20:44
97 Reinardt JANSE VAN RENSBURG RSA DDD 28 +20:44
98 Julien VERMOTE BEL QST 28 +20:44
99 Matti BRESCHEL DEN AST 33 +20:44
100 Boris VALLEE BEL FVC 24 +20:44
101 Luka PIBERNIK SLO TBM 24 +20:50
102 Jay Robert THOMSON RSA DDD 31 +27:12
OTL Berden DE VRIES NED RNL 28 +30:49
OTL Jonas RICKAERT BEL SVB 23 +30:49
OTL Ion Ander INSAUSTI IRASTORZA ESP TBM 25 +30:49
OTL Tyler FARRAR USA DDD 33 +30:49
OTL Patrick BEVIN NZL CDT 26 +32:06
OTL Borut BOZIC SLO TBM 37 +32:19
OTL Owain DOULL GBR SKY 24 +33:44
OTL Alexis GOUGEARD FRA ALM 24 +33:44
OTL Benoit JARRIER FRA FVC 28 +33:44
OTL Erwann CORBEL FRA FVC 26 +33:44
OTL Maarten WYNANTS BEL TLJ 35 +34:01
OTL Loic CHETOUT FRA COF 25 +34:17
OTL Daniel MCLAY GBR FVC 25 +34:28
OTL Twan CASTELIJNS NED TLJ 28 +34:30
OTL Brian VAN GOETHEM NED RNL 26 +38:49
OTL Romain CARDIS FRA DEN 25 +38:49
OTL Taco VAN DER HOORN NED RNL 24 +38:49
OTL Zhandos BIZHIGITOV KAZ AST 26 +45:19
OTL Jonathan DIEBBEN GBR SKY 23 +46:45
DNF Sam BEWLEY NZL ORS 30
DNF Luke DURBRIDGE AUS ORS 26
DNF Magnus Cort NIELSEN DEN ORS 24
DNF Tim DECLERCQ BEL QST 28
DNF Niki TERPSTRA NED QST 33
DNF Luke ROWE GBR SKY 27
DNF Elia VIVIANI ITA SKY 28
DNF Lukasz WISNIOWSKI POL SKY 26
DNF Tom VAN ASBROECK BEL CDT 27
DNF Nick DOUGALL RSA DDD 25
DNF Ryan GIBBONS RSA DDD 23
DNF Tony GALLOPIN FRA LTS 29
DNF Matthias BRÄNDLE AUT TFS 28
DNF Michal KOLÁR SVK BOH 25
DNF Aleksejs SARAMOTINS LAT BOH 35
DNF Rüdiger SELIG GER BOH 28
DNF Martin ELMIGER SUI BMC 39
DNF Stefan KÜNG SUI BMC 24
DNF Francisco Jose VENTOSO ALBERDI ESP BMC 35
DNF Lars BOOM NED TLJ 32
DNF Gijs VAN HOECKE BEL TLJ 26
DNF Robert Thomas WAGNER GER TLJ 34
DNF Nuno MATOS POR MOV 23
DNF Héctor CARRETERO ESP MOV 22
DNF Nelson OLIVEIRA POR MOV 28
DNF Jacopo GUARNIERI ITA FDJ 30
DNF Daniel HOELGAARD NOR FDJ 24
DNF Ignatas KONOVALOVAS LTU FDJ 32
DNF Antoine DUCHESNE CAN DEN 26
DNF Yohann GENE FRA DEN 36
DNF Tony HUREL FRA DEN 30
DNF Julien MORICE FRA DEN 26
DNF Alexandre PICHOT FRA DEN 34
DNF Gediminas BAGDONAS LTU ALM 32
DNF Rudy BARBIER FRA ALM 25
DNF Nico DENZ GER ALM 23
DNF Julien DUVAL FRA ALM 27
DNF Søren Kragh ANDERSEN DEN SUN 23
DNF Tom STAMSNIJDER NED SUN 32
DNF Zico WAEYTENS BEL SUN 26
DNF Albert TIMMER NED SUN 32
DNF Alexander KRISTOFF NOR KAT 30
DNF Michael MORKOV DEN KAT 32
DNF Hugo Hofstetter FRA COF 23
DNF Cyril LEMOINE FRA COF 34
DNF Kenneth VANBILSEN BEL COF 27
DNF Benjamin DECLERCQ BEL SVB 23
DNF Stijn STEELS BEL SVB 28
DNF Arman KAMYSHEV KAZ AST 26
DNF Riccardo MINALI ITA AST 22
DNF Ruslan TLEUBAYEV KAZ AST 30
DNF Frederik BACKAERT BEL WGG 27
DNF Mark MCNALLY GBR WGG 28
DNF Guillaume VAN KEIRSBULCK BEL WGG 26
DNF Frederik VEUCHELEN BEL WGG 39
DNF Danilo NAPOLITANO ITA WGG 36
DNF Maxime DANIEL FRA FVC 26
DNF Jesper ASSELMAN NED RNL 27
DNF Andre LOOIJ NED RNL 22
DNF Elmar REINDERS NED RNL 25
DNF Coen VERMELTFOORT NED RNL 29
DNF Ivan GARCIA CORTINA ESP TBM 22
DNF Meiyin WANG CHN TBM 29
DNF Sacha MODOLO ITA UAD 30
DNF Matteo BONO ITA UAD 34
DNF Roberto FERRARI ITA UAD 34
DNF Andrea GUARDINI ITA UAD 28
DNF Marko KUMP SLO UAD 29
DNF Oliviero TROIA ITA UAD 23
DNF Federico ZURLO ITA UAD 23
DNF Yannick MARTINEZ FRA DMP 29
DNF Mikel ARISTI GARDOKI ESP DMP 24
DNF Benjamin GIRAUD FRA DMP 31
DNF Martin LAAS EST DMP 24
DNF Romain LEMARCHAND FRA DMP 30
DNF Evaldas SISKEVICIUS LTU DMP 29
DNF Gatis SMUKULIS LAT DMP 30

CLASIFICACIÓN WORLD TOUR TRAS LA PARÍS-ROUBAIX (COMPLETA AQUÍ)

1 1 VAN AVERMAET Greg 10004451371 BMC RACING TEAM (BMC) 2398
2 2 SAGAN Peter 10005460373 BORA – HANSGROHE (BOH) 1245
3 3 GILBERT Philippe 10002416694 QUICK – STEP FLOORS (QST) 1170
4 4 CONTADOR VELASCO Alberto 10002514203 TREK – SEGAFREDO (TFS) 1143
5 5 VALVERDE BELMONTE Alejandro 10001457509 MOVISTAR TEAM (MOV) 1065
6 6 KWIATKOWSKI Michal 10005852821 TEAM SKY (SKY) 856
7 7 PORTE Richie 10005760164 BMC RACING TEAM (BMC) 812
8 8 ALAPHILIPPE Julian 10007155752 QUICK – STEP FLOORS (QST) 785
9 9 HENAO MONTOYA Sergio Luis 10005691658 TEAM SKY (SKY) 707
10 13 DEGENKOLB John 10005379339 TREK – SEGAFREDO (TFS) 685
11 10 DENIS Rohan 10005889193 BMC RACING TEAM (BMC) 660
12 11 TERPSTRA Niki 10002836626 QUICK – STEP FLOORS (QST) 642
13 53 ŠTYBAR Zdenek 10002782264 QUICK – STEP FLOORS (QST) 635
14 12 QUINTANA Nairo 10006738854 MOVISTAR TEAM (MOV) 620
15 14 DURBRIDGE Luke 10006291240 ORICA – SCOTT (ORS) 577
16 15 ROGLIC Primož 10008888921 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 570
17 16 KRISTOFF Alexander 10003269183 TEAM KATUSHA ALPECIN (KAT) 551
18 18 NAESEN Oliver 10009365433 AG2R LA MONDIALE (ALM) 550
19 17 DUMOULIN Tom 10007389259 TEAM SUNWEB (SUN) 541
20 35 DEMARE Arnaud 10006467052 FDJ (FDJ) 503
21 19 MARTIN Daniel 10003224828 QUICK – STEP FLOORS (QST) 495
22 20 KEUKELEIRE Jens 10006919215 ORICA – SCOTT (ORS) 473
23 22 VAN BAARLE Dylan 10006884455 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 460
24 21 ZAKARIN Ilnur 10005501496 TEAM KATUSHA ALPECIN (KAT) 440
25 23 CHAVES RUBIO Jhoan Esteban 10007587303 ORICA – SCOTT (ORS) 422
26 24 MCCARTHY Jay 10006874553 BORA – HANSGROHE (BOH) 421
27 25 IZAGUIRRE INSAUSTI Jon 10042236612 BAHRAIN – MERIDA (TBM) 418
28 26 PINOT Thibaut 10006473722 FDJ (FDJ) 412
29 27 HAAS Nathan 10005768248 TEAM DIMENSION DATA (DDD) 400
30 80 STUYVEN Jasper 10006823528 TREK – SEGAFREDO (TFS) 393
31 28 EWAN Caleb 10007809490 ORICA – SCOTT (ORS) 390
32 29 GAVIRIA RENDON Fernando 10008656828 QUICK – STEP FLOORS (QST) 389
33 30 COLBRELLI Sonny 10006468062 BAHRAIN – MERIDA (TBM) 377
34 31 FARIA DA COSTA Rui Alberto 10003259685 UAE TEAM EMIRATES (UAD) 376
35 121 LANGEVELD Sebastian 10002833794 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 374
36 32 DE LA CRUZ MELGAREJO David 10007175859 QUICK – STEP FLOORS (QST) 366
37 42 BOONEN Tom 10001397891 QUICK – STEP FLOORS (QST) 339
38 33 THOMAS Geraint 10003253221 TEAM SKY (SKY) 331
39 34 LAMPAERT Yves 10008622876 QUICK – STEP FLOORS (QST) 330
40 36 FELLINE Fabio 10005982456 TREK – SEGAFREDO (TFS) 324
41 37 IZAGIRRE INSAUSTI Gorka 10003357901 MOVISTAR TEAM (MOV) 324
42 38 ARNDT Nikias 10006479782 TEAM SUNWEB (SUN) 320
43 39 ULISSI Diego 10005467952 UAE TEAM EMIRATES (UAD) 311
44 40 SOLER GIMENEZ Marc 10008922364 MOVISTAR TEAM (MOV) 301
45 41 MATTHEWS Michael 10006291947 TEAM SUNWEB (SUN) 301
46 103 MOSCON Gianni 10009575395 TEAM SKY (SKY) 295
47 43 MODOLO Sacha 10004613948 UAE TEAM EMIRATES (UAD) 281
48 44 GERRANS Simon 10002578160 ORICA – SCOTT (ORS) 278
49 45 MOLLEMA Bauke 10005513119 TREK – SEGAFREDO (TFS) 275
50 82 GREIPEL André 10002214311 LOTTO SOUDAL (LTS) 264
51 46 ROWE Luke 10005996200 TEAM SKY (SKY) 263
52 47 RESTREPO VALENCIA Jhonatan 10009037552 TEAM KATUSHA ALPECIN (KAT) 260
53 48 LUTSENKO Alexey 10006877886 ASTANA PRO TEAM (AST) 259
54 49 VALGREN ANDERSEN MICHAEL 10006883243 ASTANA PRO TEAM (AST) 247
55 50 WELLENS Tim 10006453110 LOTTO SOUDAL (LTS) 245
56 51 VANMARCKE Sep 10005391261 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 243
57 52 YATES Adam 10007059055 ORICA – SCOTT (ORS) 238
58 54 VAN GARDEREN Tejay 10004507753 BMC RACING TEAM (BMC) 232
59 55 BENNETT George 10006444521 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 231
60 56 GESINK Robert 10003038003 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 231
61 57 URAN URAN Rigoberto 10004641836 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 213
62 58 VALLS FERRI Rafael 10004632237 LOTTO SOUDAL (LTS) 212
63 59 BENOOT Tiesj 10007750280 LOTTO SOUDAL (LTS) 202
64 60 PÖSTLBERGER Lukas 10007062388 BORA – HANSGROHE (BOH) 200
65 61 POZZOVIVO Domenico 10002692540 AG2R LA MONDIALE (ALM) 195
66 62 MAJKA Rafal 10005380450 BORA – HANSGROHE (BOH) 191
67 63 KONRAD Patrick 10007167775 BORA – HANSGROHE (BOH) 190
68 113 THEUNS Edward 10007079970 TREK – SEGAFREDO (TFS) 180
69 64 YATES Simon 10007058954 ORICA – SCOTT (ORS) 176
70 65 GALLOPIN Tony 10004433789 LOTTO SOUDAL (LTS) 175
71 66 MEINTJES Louis 10007524251 UAE TEAM EMIRATES (UAD) 171
72 67 TRENTIN Matteo 10004774202 QUICK – STEP FLOORS (QST) 162
73 68 GATTO Oscar 10004693568 ASTANA PRO TEAM (AST) 152
74 73 GROENEWEGEN Dylan 10007293269 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 152
75 69 CASTROVIEJO Jonathan 10004617180 MOVISTAR TEAM (MOV) 151
76 70 BARDET Romain 10006491708 AG2R LA MONDIALE (ALM) 151
77 71 DEBUSSCHERE Jens 10004819466 LOTTO SOUDAL (LTS) 150
78 72 BARGUIL Warren 10007856677 TEAM SUNWEB (SUN) 149
79 74 ŠPILAK Simon 10003036989 TEAM KATUSHA ALPECIN (KAT) 141
80 75 VAKOC Petr 10007522534 QUICK – STEP FLOORS (QST) 139
81 76 KRUIJSWIJK Steven 10004443994 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 132
82 77 NIELSEN Magnus Cort 10007381781 ORICA – SCOTT (ORS) 126
83 78 VIVIANI Elia 10005502914 TEAM SKY (SKY) 125
84 79 THWAITES Scott 10005617492 TEAM DIMENSION DATA (DDD) 124
85 81 VERONA Carlos 10007512026 ORICA – SCOTT (ORS) 116
86 83 JUUL JENSEN Christopher 10005840188 ORICA – SCOTT (ORS) 112
87 84 BETTIOL Alberto 10008663090 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 111
88 85 CARUSO Damiano 10004564337 BMC RACING TEAM (BMC) 108
89 86 BRAMBILLA Gianluca 10005818162 QUICK – STEP FLOORS (QST) 105
90 87 BENNETT Sam 10006599519 BORA – HANSGROHE (BOH) 105
91 88 SANCHEZ Luis León 10002444784 ASTANA PRO TEAM (AST) 103
92 89 KELDERMAN Wilco 10006473015 TEAM SUNWEB (SUN) 102
93 90 WOODS Michael 10008648037 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) 101
94 91 IMPEY Daryl 10002916448 ORICA – SCOTT (ORS) 101
95 92 BOASSON HAGEN Edvald 10003267567 TEAM DIMENSION DATA (DDD) 100
96 95 VAN EMDEN Jos 10004519978 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) 98
97 93 VISCONTI Giovanni 10003105600 BAHRAIN – MERIDA (TBM) 97
98 170 HAYMAN Mathew 10001297457 ORICA – SCOTT (ORS) 95
99 94 FUGLSANG Jakob 10003401246 ASTANA PRO TEAM (AST) 88
100 96 BRESCHEL Matti 10002670514 ASTANA PRO TEAM (AST) 85

CLASIFICACIÓN WORLD TOUR POR EQUIPOS

1 1 QUICK – STEP FLOORS (QST) BEL 5842
2 2 BMC RACING TEAM (BMC) USA 4614
3 3 ORICA – SCOTT (ORS) AUS 3367
4 5 TREK – SEGAFREDO (TFS) USA 3235
5 4 MOVISTAR TEAM (MOV) ESP 2917
6 6 TEAM SKY (SKY) GBR 2821
7 7 BORA – HANSGROHE (BOH) GER 2534
8 8 TEAM SUNWEB (SUN) GER 1739
9 9 TEAM KATUSHA ALPECIN (KAT) SUI 1726
10 11 CANNONDALE DRAPAC PROFESSIONAL CYCLING TEAM (CDT) USA 1711
11 10 TEAM LOTTO NL – JUMBO (TLJ) NED 1658
12 13 LOTTO SOUDAL (LTS) BEL 1566
13 12 UAE TEAM EMIRATES (UAD) UAE 1342
14 17 FDJ (FDJ) FRA 1285
15 14 ASTANA PRO TEAM (AST) KAZ 1277
16 15 AG2R LA MONDIALE (ALM) FRA 1241
17 16 BAHRAIN – MERIDA (TBM) BRN 1157
18 18 TEAM DIMENSION DATA (DDD) RSA 792

Previa | Boonen contra la Historia

Roubaix_2017_Previa

Mathew Hayman se impuso en el velódromo de Roubaix en 2017 / © Ciclo21

Es imposible. No se puede conseguir. Nadie, pese al empeño que se ha puesto en ello, lo ha conseguido. Es mejor no tentar la suerte y dejarlo estar. A lo largo de la historia de la humanidad han sido miles los que han aconsejado a otros, más osados que ellos, a no emprender según que aventura. Pero, por fortuna, siempre hay quien hace oídos sordos a cualquier recomendación que implique la rendición y se rebela contra la historia y, casi siempre, contra las propias limitaciones, que casi siempre están más en ese mundo gaseoso de la mente que en el real de las capacidades físicas.

Así, Edmund Hillary no se dejó amilanar por la suerte de la expedición de Mallory e Irvine y a las 11:30 horas del 29 de mayo de 1953 puso el pie en los 8.848 metros de la cima del Everest. Tampoco se rindieron ante los fracasos iniciales Wilbur y Orville Wright, que con mucho empeño y no pocas críticas, protagonizaron el primer vuelo de una aeronave más pesada que el aire aquel ya lejano 17 de diciembre de 1903 –sólo cinco meses después de que Maurice Garin se proclamara primer vencedor del Tour de Francia– a los mandos del Flyer I. Roald Amudsen, Umberto Nobile y Lincoln Ellsworth no tuvieron problemas en arriesgar algo más que su reputación y el 11 de mayo de 1926 consiguieron llegar, por primera vez, al Polo Norte. En 1962 Jacques Anquetil había llegado a lo más alto que se podía llegar en el ciclismo: ganar tres veces el Tour de Francia. Sólo el belga Philippe Thijs y el francés Louison Bobet lo habían logrado antes. Era imposible conseguir más… o eso decían. Monsieur Crono no sólo batió esa marca sino que elevó el listón hasta los cinco entorchados que a día de hoy siguen siendo el límite de una prueba que comparten, ahí es nada, el ya mencionado Anquetil, Eddy Merckx, Bernard Hinault y Miguel Induráin, único que lo ha conseguido hacer de forma consecutiva.

Tom Boonen_Vuelta a Flandes_2017_Retrato

Tom Boonen, el pasado miércoles en Mol / © Quick Step

Ahora, Tom Boonen (Quick Step Floors) se enfrenta a ese mismo reto: ir un paso más allá de lo que nadie ha conseguido con anterioridad. El domingo, en Compiègne, Tornado Tom se enfrentará al día más importante de toda su carrera deportiva. A la carrera que con más mimo, dedicación y publicidad ha preparado en sus larguísimos quince años y cuatro meses de carrera. Al momento que puede suponer dejar atrás, como él mismo se ha inscrito en su bicicleta, la mortalidad de los héroes para entrar en la inmortalidad de la leyenda.

La París-Roubaix de 2017, el tercer Monumento de la temporada, la clásica entre todas las clásicas, llega a su 115ª edición monopolizada por el intento de Tornado Tom de conseguir su quinto adoquín. Ni siquiera la edición del centenario, aquella en la que el ahora veteranísimo casi-jubilado debutó subiéndose a un tercer escalón del podio en el que reinaba su ídolo de infancia, Johan Museeuw, despertó tanto interés. Rozó la gloria el año pasado. Muchos siguen diciendo que, de no haberse visto superado por Matthew Hayman (Orica-Scott) en el velódromo de Roubaix, ese mismo día, en el lugar donde sueña con hacerlo dentro de apenas unas horas, habría dicho adiós al ciclismo. Sonriente. Feliz.

Tom Boonen: 15 años, 13 Infiernos

2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2014 2015 2016
24º DNF DNF DNS 10º DNS

Su magnífica actuación en la Vuelta a Flandes del pasado domingo, donde propició el corte que, en el Muro, marcaría el desarrollo posterior de la carrera no fue más que un aviso de lo aleatoria que puede ser la condición de favorito en una prueba de este calibre. Boonen se vio, de repente, en la mejor de las situaciones de los últimos años. En el grupo de favoritos y sin tener que gastar ni un gramo de fuerza porque llevaba a un compañero por delante. Para un hombre como él, al que la edad ha restado enteros en De Ronde, era la situación perfecta. Si Gilbert, el enorme Gilbert del pasado domingo, no era capaz de mantener su apuesta hasta el final, él estaba en la mejor de las situaciones para coger el relevo. Evidenció un estado de forma y un golpe de pedal que, como reconocen directores, rivales y la práctica totalidad del mundillo ciclista, le colocan en la pole position de cara al Infierno del Norte. Sin embargo, esa misma Vuelta a Flandes que le ha vuelto a catapultar hasta la cima de la cadena alimenticia de esta jungla que es el pelotón clasicómano, le recordó, en su Taaienberg, lo efímero y frágil que de esas situaciones. Una avería –dos en su caso– en el peor momento posible y adiós. Todo se termina en apenas 30 segundos. Meses de preparación. Años de dedicación. Una carrera dedicada a ello. Una vida con un solo objetivo. Todo, absolutamente todo, se puede perder en un abrir y cerrar de ojos. Y si eso ya es una posibilidad extraordinaria en la Vuelta a Flandes, en la París-Roubaix es, casi, una seguridad. Tom Boonen lo sabe bien. Como todos los que se han enfrentado a este Infierno un año tras otro durante tanto tiempo, ha tenido tiempo de conocer todos sus lados. El del sabor dulce y reparador de la victoria y el intenso y desagradable de la sangre y el barro en la boca.

El favoritismo, su reto más difícil

Tom Boonen_Roubaix_2016_Carrefour Arbre

Boonen será la rueda a vigilar / © Etixx-Quick Step

Boonen es, ya lo hemos dicho, el gran favorito. Quizás, si nos detenemos a pensarlo bien, el término no sea el más adecuado. En la París-Roubaix hablar de favoritismos es tan complicado como hacerlo en la lotería: está claro que hay fórmulas para garantizarse un mayor número de opciones, pero el factor suerte –como ya hemos explicado– juega un factor fundamental. Sea como fuere, Boonen es, tras quince años y trece participaciones, un perfecto conocedor del terreno. Y eso, unido al hecho de que todos conocen su obsesión por ese quinto adoquín, es el factor que más puede jugar en su contra. No sólo Peter Sagan (Bora-Hansgrohe), Greg Van Avermaet (BMC) u Oliver Naesen (Ag2r-La Mondiale) serán motivos de preocupación para el corredor de Mol. Un Orica-Scott que defenderá el dorsal 1 de Hayman y que cada año construye un bloque más fuerte para estas carreras, el siempre presente Sky, un Lotto-Soudal necesitadísimo de redención, un Trek-Segafredo en rodaje, pero con tres solventes líderes… y todos, absolutamente todos, teniendo clara cuál puede ser la mejor estrategia: seguir la rueda de Boonen.

Boonen, que no contará este domingo con la ayuda de Philippe Gilbert, que había asegurado que su mayor deseo era devolverle a su compañero el gran trabajo que realizó hace menos de una semana en beneficio de sus opciones, contará dentro de su propio equipo con los que pueden ser, a la vez, grandes rivales o grandes aliados. Lefevere, que sabe muy bien que se está jugando el futuro de su proyecto en estas carreras, no quiere, como ha sucedido alguna vez en el pasado, que su Quick Step Floors se convierta en un ejército de Pancho Villa sin orden ni gobierno que pueda alejar el interés de un potencial patrocinador. El mánager belga ya ha dejado claro, por activa y por pasiva, que Tom Boonen es, salvo caída, lesión o desgracia mecánica mayúscula, el líder del equipo y que todos deberán poner su talento y sus piernas a su servicio. El problema para él es que, sin poder negociar renovaciones de contrato, pierde un poderoso elemento de presión sobre sus soldados. Así, los Niki Terpstra, Zdenek Stybar o, incluso, Yves Lampaert tendrá que saber jugar muy bien las cartas del trabajo en equipo para desmontar esa simple y fácil táctica de todos los demás, repetimos: marcar a Boonen. Y eso, claro, puede ponerles de forma no tan complicada en una posición envidiable de cara al triunfo.

Sagan y Van Avermaet, a tomar el relevo

Sagan_Van Avermaet_Naesen_Flandes_2017_caida

Los tres grandes rivales llegan heridos / © PN

Pero aunque la despedida de Tom Boonen es el elemento más mediático de todos cuantos están copando estos días y horas previas al Infierno del Norte, no podemos olvidarnos ni por un segundo que, como se ha demostrado durante toda esta primavera de 2017, estamos ante la campaña de clásicas más abierta e impredecible de los últimos años. Peter Sagan (Bora-Hansgrohe) y Greg Van Avermaet (BMC) son los hombres que con más empeño están reivindicando sus nombres como los dignos herederos de los ya míticos duelos entre Boonen y Cancellara que, a su vez, fueron los que recogieron el testigo de todos los que, en el pasado, mantuvieron ese increíble nivel de tensión que sólo las clásicas pueden ofrecer. Tras su fiasco –especialmente el de Sagan– en Flandes, ambos llegan con sed de venganza a Roubaix. Van Avermaet, que solventó el entuerto en el que, incomprensiblemente, se metió él solito en el paso por el Muro, necesita, pese a su temporadón, un primer Monumento con el que lanzar de forma definitiva su palmarés a la historia.

Pero no serán los únicos. Oliver Naesen (Ag2r-La Mondiale) ya ha sido señalado, tras su impresionante primavera, como el hombre que, a sus 26 años, mejor situado está para convertirse en todo aquello que una vez encarnó Tom Boonen para el ciclismo y la sociedad belga. Naesen también la pifió en Flandes a causa de la famosa caída del Viejo Kwaremont, pero volvió a demostrar, pasados más de 240 kilómetros de carrera, que puede estar con los mejores. Top 10 en el Circuito Het Nieuwsblad, Kuurne-Bruselas-Kuurne, A Través de Flandes y E3 Harelbeke, sólo ha pinchado en Gante-Wevelgem y Flandes. Unos números que le convierten en el tercer gran rival de Boonen al menos sobre el papel.

Frente a los individualismos, los bloques

Degenkolb ya sabe lo que es ganar con Trek / © Sky

Pero ellos, los cuatro magníficos que todos esperan el domingo, no son los únicos hombres con opciones. Son, qué duda cabe a estas alturas, los hombres con mejores piernas, pero eso no es más que una parte de la complicada ecuación que lleva al triunfo en Roubaix y que podría expresarse matemáticamente como PR=(P+E)*S3, en la que P hace referencia a las piernas, E lo hace al equipo y, por fin, S a la suerte.

Boonen es el que mejor rodeado estará, pero hay un bloque, capitaneado por John Degenkolb y flanqueado por Jasper Stuyven y Edward Theuns que, aunque todavía en rodaje, puede convertirse en elemento fundamental de la prueba. Trek-Segafredo está pagando todavía el profundo quebranto que para ellos ha supuesto la marcha de Fabian Cancellara, pero viendo la calidad que atesora su bloque clasicómano, nadie puede albergar duda alguna de que, a poco que las cosas les salgan bien, cualquiera de sus tres capitanes va a tener grandes opciones en una prueba en la que su líder alemán ya sabe lo que es vencer.

Y si hablamos de potencial grupal es imposible no nombrar a Sky. Los británicos se han convertido –especialmente en el Tour, pero también de forma gradual en las clásicas– como la quintaesencia de lo que significa un bloque potente y sólido. Es cierto que no han encontrado su versión clasicómana de Chris Froome, pero Ian Stannard, Luke Rowe o Gianni Moscon son hombres que, apoyados en la inquebrantable unidad de ese equipo –y eso que este año las aguas han estado muy revueltas por aquellos lares– podrían convertirse en grandes aspirantes.

Lotto-Soudal, por su parte, siempre es un equipo a tener en cuenta en esta carrera, pero su nefasta temporada, plagada de desastrosos planteamientos tácticos y la visita de la mala suerte en el peor momento posible en diversas pruebas, les ha llevado a una perfil de irrelevancia que, en realidad, no merecen. Habrá que ver si los belgas son capaces de sobreponerse a la presión que provoca saber que buena parte de la calificación de su campaña depende ahora, de forma irremediable, de lo que puedan hacer en el día más complicado de la temporada.

Y, aunque los hayamos dejado para el final, no quiere esto decir que entendamos que son los que menos opciones tienen. Contar con el vigente campeón de la prueba, Matthew Hayman, convierte al Orica-Scott en uno de los equipos más a tener en cuenta el domingo. Los australianos siguen creciendo dentro del World Tour y no lo hacen exclusivamente alrededor de la sonrisa de Esteban Chaves sino que su bloque para las grandes clásicas se afianza, poco a poco, como una maquinaria potente y competente que, si bien no todavía, no tardará mucho en estar a la altura de las grandes referencias de este ciclismo. Jens Keukeleire, que se perdió a última hora la Vuelta a Flandes por enfermedad, será su gran baza junto al ya mencionado portador del dorsal número 1.

Ausente Sep Vanmarcke (Cannondale-Drapac), la lista de outsiders la podría encabezar un Lars Boom (LottoNL-Jumbo) que quizás comience a arrepentirse de haber hecho caso omiso a la llamada de Sven Nys para volver al ciclocross. Esta temporada el holandés mantiene unos números más que discretos, pero su calidad está fuera de toda duda y habrá que tenerlo muy en cuenta aunque sólo sea por el factor de juez de la carrera que podría tener. Junto a él, anotaremos los nombres de Arnadu Démare (FDJ), Dylan van Baarle (Cannondale-Drapac), Edvald Boasson-Hagen (Dimension-Data) o Nikias Arndt (Sunweb).

Más adoquines, mismo planteamiento

Adoquin_Roubaix_2017

La Roubaix es la clásica adoquinada por excelencia / © Amis PR

El recorrido de la París-Roubaix no es, para el seguidor enamorado de estas carreras, ningún secreto. La organización pone y quita cada año algún que otro tramo, pero los fundamentales, aquellos que tienen que decidir el nombre del vencedor, permanecen inalterables. Son los que les dan carácter y raza a una prueba que sigue siendo, además de la clásica entre las clásicas, la puerta a un pasado que ya no volverá, pero que permanecerá siempre vivo sobre estos adoquines.

Es la meteorología la que más puede cambiar la fisionomía de la carrera de un año a otro. En esta ocasión, todas las previsiones indican que tendremos una nueva edición seca y, por lo tanto, que los corredores van a tener que tragar mucho polvo a lo largo de los 29 tramos adoquinados –dos más que en 2016– que, en total, suman una distancia de 55 kilómetros dentro de los 257 de carrera.

Perfil

Perfil Paris-Roubaix_2017

Así será la París-Roubaix de 2017 / © ASO

Los tramos de aqdoquín de la París-Roubaix 2017

Tramo Longitud Estrellas Kms recorridos Kms a meta Hora prevista
29 Troisvilles – Inchy 2.200 *** 97 160 13:23
28 Viesly – Quiévy 1.800 *** 103,5 153,5 13:33
27 Quiévy – Saint-Python 3.700 **** 106 151 13:36
26 Viesly – Briastre 3.000 *** 112,5 144,5 13:45
25 Briastre à Solesmes 800 ** 116 141 13:51
24 Vertain – Saint-Martin-sur-Écaillon 2.300 *** 124,5 132,5 14:03
23 Verchain-Maugré – Quérénaing 1.600 *** 134,5 122,5 14:17
22 Quérénaing – Maing 2.500 *** 137,5 119,5 14:21
21 Maing – Monchaux-sur-Écaillon 1.600 *** 140,5 116,5 14:25
20 Haveluy – Wallers 2.500 **** 153,5 103,5 14:44
19 Trouée d’Arenberg 2.400 ***** 161,5 95,5 14:56
18 Wallers – Hélesmes (Pont Gibus) 1.600 *** 168 89 15:04
17 Hornaing – Wandignies 3.700 **** 174,5 82,5 15:14
16 Warlaing – Brillon 2.400 *** 182 75 15:25
15 Tilloy – Sars-et-Rosières 2.400 **** 185,5 71,5 15:30
14 Beuvry-la-Forêt – Orchies 1.400 *** 192 65 15:39
13 Orchies 1.700 *** 197 60 15:46
12 Auchy-lez-Orchies – Bersée 2.700 **** 203 54 15:55
11 Mons-en-Pévèle 3.000 ***** 208,5 48,5 16:03
10 Mérignies – Avelin 700 ** 214,5 42,5 16:11
9 Pont-Thibaut – Ennevelin 1.400 *** 218 39 16:16
8 Templeuve (Moulin-de-Vertain) 500 ** 224 33 16:25
7 Cysoing – Bourghelles 1.300 *** 230,5 26,5 16:34
6 Bourghelles – Wannehain 1.100 *** 233 24 16:37
5 Camphin-en-Pévèle 1.800 **** 237,5 19,5 16:44
4 Carrefour de l’Arbre 2.100 ***** 240 17 16:48
3 Gruson 1.100 ** 242,5 14,5 16:51
2 Willems – Hem 1.400 *** 249 8 17:01
1 Roubaix (Espace Crupelandt) 300 * 256 1 17:10

Los tramos, por estrellas

Estrellas Total Tramos Distancia total
***** 3 19-11-4 7.500
**** 6 27-20-17-15-12-5 16.800
*** 15 29-28-26-24-23-22-21-18-16-14-13-9-7-6-2 27.300
** 4 25-10-8-3 3.100
* 1 1 300

Los favoritos de Ciclo 21

Tom Boonen *****
Peter Sagan, Greg Van Avermaet, Oliver Naesen ****
Niki Terpstra, Alexander Kristoff, John Degelnkolb, Jasper Stuyven, ***
Edward Theuns, Jens Keukeleire, **
Zedenek Stybar, Mathew Hayman, Lars Boom, Arnaud Démare, Edvald Boasson-Hagen, Yoan Offredo *

ÚLTIMOS PODIOS

Año Ganador Segundo Tercero
2016 Mathew Hayman (Aus) Tom Boonen (Bél) Ian Stannard (Gbr)
2015 John Degenkolb (Ale) Zdenek Stybar (Che) Greg Van Avermaet (Bél)
2014 Niki Terpstra (Hol) John Degenkolb (Ale) Fabian Cancellara (Sui)
2013 Fabian Cancellara (Sui) Sep Vanmarcke (Bél) Niki Terpstra (Hol)
2012 Tom Boonen (Bél) Sébastien Turgot (Fra) Alessandro Ballan (Ita)
2011 Johan Vansummeren (Bél) Fabian Cancellara (Sui) Maarten Tjallingii (Hol)
2010 Fabian Cancellara (Sui) Thor Hushovd (Nor) Juan Antonio Flecha
2009 Tom Boonen (Bél) Filippo Pozzato (Ita) Thor Hushovd (Nor)
2008 Tom Boonen (Bél) Fabian Cancellara (Sui) Alessandro Ballan (Ita)
2007 Stuart O’Grady (Aus) Juan Antonio Flecha Steffen Wesemann

LOS MEJORES DE LA PRUEBA

Corredor Victorias Segundos Terceros
Roger De Vlaeminck (Bél) 4 4 1
Tom Boonen (Bél) 4 2 1
Francesco Moser (Ita) 3 2 2
Rik Van Looy (Bél)

Fabian Cancellara (Sui)

3 2 1
Eddy Merckx (Bél) 3 2 0

DORSALES OFICIALES

ORICA
1 HAYMAN Mathew
2 BEWLEY Sam
3 DOCKER Mitchell
4 DURBRIDGE Luke
5 EDMONDSON Alexander
6 KEUKELEIRE Jens
7 MEZGEC Luka
8 NIELSEN Magnus Cort

QUICK STEP
11 BOONEN Tom
12 DECLERCQ Tim
13 KEISSE Iljo
14 LAMPAERT Yves
15 STYBAR Zdenek
16 TERPSTRA Niki
17 TRENTIN Matteo
18 VERMOTE Julien

SKY 
21 STANNARD Ian
22 DIBBEN Jonathan
23 DOULL Owain
24 KNEES Christian
25 MOSCON Gianni
26 ROWE Luke
27 VIVIANI Elia
28 WISNIOWSKI Lukasz

CANNONDALE
31 VAN BAARLE Dylan
32 BEVIN Patrick
33 CLARKE William
34 LANGEVELD Sebastian
35 MULLEN Ryan
36 SCULLY Thomas
37 VAN ASBROECK Tom
38 WIPPERT Wouter

DIMENSION DATA
41 BOASSON HAGEN Edvald
42 DOUGALL Nicolas
43 EISEL Bernhard
44 FARRAR Tyler
45 GIBBONS Ryan
46 JANSE VAN RENSBURG Reinardt
47 THOMSON Jay Robert
48 THWAITES Scott

LOTTO
51 GREIPEL André
52 BAK Lars Ytting
53 DEBUSSCHERE Jens
54 GALLOPIN Tony
55 MAES Nikolas
56 ROELANDTS Jurgen
57 SIEBERG Marcel
58 WALLAYS Jelle

TREK
61 DEGENKOLB John
62 BRÄNDLE Matthias
63 DE KORT Koen
64 PEDERSEN Mads
65 RAST Gregory
66 STUYVEN Jasper
67 THEUNS Edward
68 VAN POPPEL Boy

BORA
71 SAGAN Peter
72 BODNAR Maciej
73 BURGHARDT Marcus
74 KOLAR Michael
75 SAGAN Juraj
76 SARAMOTINS Aleksejs
77 SCHILLINGER Andreas
78 SELIG Rüdiger

BMC
81 VAN AVERMAET Greg
82 DRUCKER Jean-Pierre
83 ELMIGER Martin
84 KUNG Stefan
85 OSS Daniel
86 QUINZIATO Manuel
87 SCOTSON Miles
88 VENTOSO Francisco

LOTTO NL
91 BOOM Lars
92 GROENEWEGEN Dylan
93 JANSEN Amund Grondal
95 VAN EMDEN Jos
96 VAN HOECKE Gijs
97 WAGNER Robert
98 WYNANTS Maarten
99 CASTELIJNS Twan

MOVISTAR
101 ERVITI Imanol
102 ARCAS Jorge
103 BENNATI Daniele
104 BICO Nuno
105 CARRETERO Héctor
106 DOWSETT Alex
107 OLIVEIRA Nelson
108 SÜTTERLIN Jasha

FDJ 
111 DEMARE Arnaud
112 DELAGE Mickaël
113 GUARNIERI Jacopo
114 HOELGAARD Daniel
115 KONOVALOVAS Ignatas
116 LADAGNOUS Matthieu
117 LE GAC Olivier
118 SARREAU Marc

DIRECT ENERGIE
121 CHAVANEL Sylvain
122 CARDIS Romain
123 DUCHESNE Antoine
124 GENE Yohann
125 HUREL Tony
126 MORICE Julien
127 PETIT Adrien
128 PICHOT Alexandre

AG2R

131 NAESEN Oliver
132 BAGDONAS Gediminas
133 BARBIER Rudy
134 DENZ Nico
135 DUVAL Julien
136 GOUGEARD Alexis
137 HOULE Hugo
138 VANDENBERGH Stijn

SUNWEB 
141 SINKELDAM Ramon
142 ANDERSEN Søren Kragh
143 ARNDT Nikias
144 DE BACKER Bert
145 STAMSNIJDER Tom
146 TEUNISSEN Mike
147 WAEYTENS ZICO
150 TIMMER Albert

KATUSHA
151 KRISTOFF Alexander
152 BIERMANS Jenthe
153 HALLER Marco
154 HOLLENSTEIN Reto
155 MARTIN Tony
156 MORKOV Michael
157 POLITT Nils
158 SCHMIDT Mads Würtz

COFIDIS 
161 SENECHAL Florian
162 CHETOUT LOÏC
163 CLAEYS Dimitri
164 HOFSTETTER Hugo
165 LAPORTE Christophe
166 LEMOINE Cyril
167 VAN BILSEN Kenneth
168 VAN GENECHTEN Jonas

SPORT VLAANDEREN
171 VAN HECKE Preben
172 ALLEGAERT Piet
173 DECLERCQ Benjamin
174 FARAZIJN Maxime
175 PLANCKAERT Edward
176 RICKAERT Jonas
177 STEELS Stijn
178 VAN LERBERGHE Bert

ASTANA
181 BRESCHEL Matti
182 BIZHIGITOV Zhandos
183 DE VREESE LAURENS
184 GRUZDEV Dmitriy
185 KAMYSHEV Arman
186 KORSAETH Truls Engen
187 MINALI Riccardo
188 TLEUBAYEV Ruslan

WANTY
191 OFFREDO Yoann
192 BACKAERT Frederik
193 KREDER Wesley
194 MCNALLY Mark
195 VAN KEIRSBULCK Guillaume
197  VANSPEYBROUCK Pieter
198 VEUCHELEN Frederik
199 NAPOLITANO Danilo

FORTUNEO
201 MC LAY Daniel
202 BONNAMOUR Franck
203 CORBEL Erwann
204 MAXIME Daniel
205 JARRIER Benoit
206 MOUREY Francis
207 PERICHON Pierre-Luc
208 VALLEE Boris

ROOMPOT
211 LIGTHART Pim
212 ASSELMAN Jesper
213 DE VRIES Berden
214 LOOIJ André
215 REINDERS Elmar
216 VAN DER HOORN Taco
217 VAN GOETHEM Brian
218 VERMELTFOORT Coen

BAHRAIN – MERIDA 
221 BONIFAZIO Niccolo
222 BOZIC Borut
223 GARCÍA CORTINA Iván
224 INSAUSTI Jon Ander
225 PER David
226 PIBERNIK Luka
227 WANG Meiyin

UAE TEAM EMIRATES
231 MODOLO Sacha
232 BONO Matteo
233 FERRARI Roberto
234 GUARDINI Andrea
235 KUMP Marko
236 MARCATO Marco
237 TROIA Oliviero
238 ZURLO Federico

DELKO MARSEILLE PROVENCE KTM 
241 MARTINEZ Yannick
242 KRAGH ANDERSEN Asbjorn
243 ARISTI Mikel
244 GIRAUD BENJAMIN
245 LAAS Martin
246 LEMARCHAND Romain
247 SISKEVICIUS Evaldas
248 SMUKULIS Gatis

[15-Feb-2017] Más adoquines en el infierno

Los especialistas como Tom Boonen contarán con 2,2 kms más de adoquines / © ASO

Seguramente no exista ninguna otra carrera en el calendario mundial que despierten tanto amor u odio –depende de con quién se hable– como la París-Roubaix. El Infierno del Norte no deja indiferente a nadie y sus adoquines, auténtica marca de la casa y verdadera seña de identidad de una prueba que en pleno siglo XXI nos lleva no sólo al ciclismo sino a los paisajes de principios del XX, son, a la vez, el oscuro objeto de deseo de buena parte del pelotón y la peor pesadilla para el resto.

ASO, empresa organizadora del gran Monumento adoquinado ha hecho público en el día de hoy el recorrido de la que el próximo 9 de abril será su 115ª edición y lo ha hecho añadiendo dos nuevos tramos empedrados para regocijo de los grandes especialistas que han visto como a los 52,8 kilómetros de pavés del pasado año se han sumado 2,2 más en un recorrido que cubrirá una distancia total de 257 kilómetros. Pero eso, como bien saben los aficionados, no es lo importante: lo fundamental es que añade dos nuevas zonas en las que el estrés, los codos, la velocidad, los empujones y, en definitiva, la colocación serán fundamentales para no perder opción al triunfo.

Los dos nuevos tramos son el 26 (Viesly à Briastre) y el 25 (Briastre à Solesmes) y vuelven a la carrera después de una ausencia de más de 30 años. El máximo responsable del diseño del trazado de este 115º Infierno del Norte, Thierry Gouvenou, explica que el primero de ellos “tiene una longitud de 3.000 metros y aunque está siendo renovado, se trata de un tramo difícil [ASO todavía no ha desvelado las estrellas de estos dos nuevos tramos, N.d.A.]. El siguiente tramo es más corto, pero es en subida”.

Gouvenou, ha explicado que “la intención no ha sido la de endurecer la carrera tan lejos de meta, sino hacer más variados los tramos adoquinados”.

LOS TRAMOS ADOQUINADOS PARÍS-ROUBAIX 2017

29 Troisvilles (km 97 – 2200 m) ***

28 Viesly à Quiévy (km 103,5 – 1800 m) ***

27 Quievy à Saint-Python (km 106 – 3700 m) ****

26 Viesly à Briastre (km 112,5 – 3000 m) – NUEVO

25 Briastre à Solesmes (km 116 – 800 m) – NUEVO

24 Vertain à St-Martin-sur-Ecaillon (124,5 km – 2300 m) ***

23 Verchain-Maugré à Quérénaing (km 134,5 – 1600 m) – ***

22 Quérénaing à Maing (km 137,5 – 2500 m) ***

21 Maing à Monchaux-sur-Ecaillon (km 140,5 – 1600 m) ***

20 Haveluy à Wallers (km 153 – 2500 m) ****

19 Trouée d’Arenberg (km 161,5 – 2400 m) *****

18 Wallers – Hélesmes (km 168 – 1600 m) ***

17 Hornaing à Wandignies (km 174,5 – 3700 m) ****

16 Warlaing – Brillon (km 182 – 2400 m) ***

15 Tilloy – Sars-et-Rosières (km 185,5 – 2400 m) ****

14 Beuvry-la-Forêt – Orchies (km 189- 1400m) ***

13 Orchies (km 197 – 1700 m) ***

12 Auchy-lez-Orchies – Bersée (km 203 – 2700 m) ****

11 Mons-en-Pévèle (km 208,5 – 3000 m) *****

10 Mérignies à Avelin (km 214,5 – 700 m) **

9 Pont-Thibaut à Ennevelin (km 218 – 1400 m) ***

8 Templeuve – Moulin de Vertain (km 224,5 – 500 m) **

7 Cysoing à Bourghelles (km 230,5 – 1300 m) ***

6 Bourghelles à Wannehain (km 233 – 1100 m) ***

5 Camphin-en-Pévèle (km 237,5 – 1800 m) ****

4 Le Carrefour de l’Arbre (km 240 – 2100 m) *****

3 Gruson (km 242,5 – 1100 m) **

2 Hem (km 249 – 1400 m) **

1 Roubaix (km 256,5 – 300 m) *

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*