Rescatan al expro García Martí tras una grave caída

EL RESCATE EN HELICÓPTERO

Fernando Ferrari / Ciclo 21

El exprofesional alicantino Miguel Ángel García Martí hubo de ser rescatado en helicóptero tras una dura y grave caída mientras entrenaba en BTT en compañía de su hijo de 16 años por su zona habitual, bajando de Aigües a Campello. Un accidente que le ha causado fractura de pelvis y de dos vértebras -no será operado- y de las que ya se recupera en el hospital de San Juan de Alicante tras ser atendido por los servicios de emergencia, la Guardia Civil y la policía local de Busot antes de ser evacuado. Apenas una hora transcurrió desde el impacto y su traslado aéreo.

El ciclista de 51 años -habitual en pruebas de BTT y ruta masters y campeón de España ultramaratón 2016- y bombero de profesión relató en una red social cómo fue el suceso. “Intentaré un breve y telegráfico resumen de lo acontecido. Caigo en una pista recta, en ligero descenso a unos 35 km/h sin riesgo aparente. Mi pedal izquierdo choca con una piedra oculta tras un arbusto y sin estar en tensión salgo catapultado sin apoyar manos ni hombro. Caigo con fuerza sobre la cadera. Golpe muy seco que me fractura la pelvis y dos vértebras. Me doy cuenta enseguida. Un dolor que nunca antes había ni imaginado y la total imposibilidad de movimiento, ni de arrastrarme”.

Pero por fortuna le acompañaba su vástago para darle los primeros auxilios sobre el terreno y pedir ayuda especializada. “Mi hijo de 16 años es el único que me acompaña y que ve la caída. Suerte la mía. Sin cobertura, retrocede hasta la carretera mas próxima e inicia como le indico el protocolo”. Y aprovecha para darle las gracias públicamente. “Hijo, perdona por hacerte pasar esta experiencia. Lo has hecho muy bien y no era nada fácil”.

Un incidente que le ha hecho meditar. “Varias reflexiones toca hacer ahora pero la primera. Me hará dudar salir a entrenar sólo con la BTT. No nos damos cuenta lo cerquita que tenemos el paso del blanco al negro como bien refleja la novela de Milán Kundera «La insoportable levedad del ser». Ni pienso ni calculo fechas para volver a montar en bici. Voy a regocijarme, recrearme y disfrutar de los cientos de mensaje de apoyo de todos los amigos que tengo ahí fuera que son muchos más de lo podía imaginar. Agradezco a TODOS los que habéis mostrado vuestra preocupación desde el minuto uno del accidente. Muchas gracias amigos, conocidos y simples aficionados al ciclismo por el apoyo incondicional recibido, os aseguro que sirve y mucho”.

García Martí fue profesional cuatro campañas debutando en el Caja Rural en 1989, pasando al Artiach en 1990 y acabando en el Wigarma 1991 y 1992.

GALERÍA FOTOS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*