Mundial Innsbruck CRE (f): Canyon, cierre histórico


Las mujeres del Canyon-Sram se llevaron el oro / © Canyon-Sram

 

Nicolás Van Looy / Ciclo21

Cuatro de las seis corredoras que tomaban la salida en Ötztal 54,5 kilómetros antes tenían que llegar juntas a la línea de meta de Innsbruck, una exigencia, la de dejarse a un máximo de dos mujeres por el camino, realmente elevada teniendo en cuenta el trazado de esta contrarreloj por equipos con la que se ha inaugurado la cita mundialista de 2018.

El día amaneció, plomizo y con la carretera, que por fortuna no guardaba demasiadas trampas en forma de curvas, rotondas o mobiliario urbano; muy húmeda lo que, al menos en teoría, iba a perjudicar a las primeras escuadras en ir llegando a Innsbruck.

En cualquier caso, como quedó demostrado al final de la prueba, la victoria iba a decidirse por la capacidad de gestión de las fuerzas de cada sexteto. Así, vimos como Wiggle-High5, que marcó el mejor tiempo en el punto intermedio, fue claramente superado en la línea de meta después de haberse hundido (en términos relativos) en la segunda parte de ese algo más de medio centenar de kilómetros que debía decidir el último campeón del mundo de la especialidad.

El que pronto quedó claro que no iba a revalidar su oro de 2017 fue el Sunweb, que ya en la primera parte no podía acercarse al mejor tiempo y se dejaba más de medio minuto en un terreno en el que, es verdad, era posible recuperar ese terreno perdido, pero con unas sensaciones nada positivas.

El otro gran favorito, el Boels-Dolmansn, también apostó por una estrategia de menos a más, pero, aunque estuvieron mejor en la segunda parte del recorrido, la losa de tiempo que se dejaron en el primer punto intermedio fue excesiva para las neerlandesas, lo que no les permitió pasar de la segunda posición en la línea de meta.

Con los dos grandes favoritos fuera de combate y, como ya hemos indicado, con el Wigghle-High5 sufriendo en exceso en la segunda parte de la prueba, fue el Canyon-Sram, dominador histórico de la especialidad, el que tuvo el honor de cerrar el capítulo mundialista de la contrarreloj por equipos comerciales con el oro.

Así, el conjunto germano cierra un impresionante registro de cinco títulos (y una plata) de siete posibles (desde su época como Specialized-Lululemon) con Boels-Dolmans y Sunweb teniendo que conformarse con la plata y el bronce, respectivamente.

CLASIFICACIÓN

Pos.

Equipo

Km. 22,8

Meta

Canyon-Sram

25:45.18 (2)

1:01:46.60

Boels-Dolmans

25:53.04 (3)

a 21.90

Sunweb

26:09.82 (5)

a 28.67

Wiggle-High5

25:34.20 (1)

a 57.38

Mitchelton-Scott

26:02.04 (4)

a 1:29.77

Virtu

26:21.89 (6)

a 2:06.23

City Ljubljana

26:56.83 (9)

a 3:08.44

Valcar

26:53.63 (8)

a 3:35.36

Bepink

26:53.63 (7)

a 3:36.10

10º

Alé-Cipollini

27:11.16 (11)

a 3:53.54

11º

Coegas-Mettler

27:18.22 (12)

a 3:56.59

12º

Parkhotel-Valkenburg

27:10.27 (10)

a 4:10.83

PREVIA: Mundial Innsbruck CRE (f): Boels-Dolmans y Sunweb, duelo final

Nicolás Van Looy / Ciclo21

Por séptima y última vez, al menos por ahora, la prueba de contrarreloj por equipos femenina será la encargada de dar el pistoletazo de salida a la semana mundialista que en este 2018 tendrá la bellísima ciudad austriaca de Innsbruck como escenario.

La prueba, que se reintrodujo en 2012 en el programa mundialista, se despide del mismo en este 2018 después de que ni la UCI ni los equipos hayan conseguido darle el lustre e importancia a este título colectivo que sí tienen los individuales. Cabría, en este sentido, preguntarse si darle la posibilidad a la escuadra ganadora (independientemente de su formación en la siguiente temporada) de portar el maillot arcoíris en las etapas CRE habría cambiado este final, pero las cosas son como son y ahora no queda más que prepararse para disfrutar de esta última cita por equipos.

Specialized-lululemon, equipo ganador de las tres primeras ediciones, pasará a la historia como la gran referencia de la especialidad con un total de cuatro oros (en 2015 volvió a ganar ya bajo la marca Velocio-SRAM) y una plata, una marca que nadie podrá igualar ya que ni Boels-Dolmans, ganador en 2016, ni Sunweb, oro en 2017, pueden acercarse a la escuadra alemana.

Un circuito veloz, pero pestoso

Perfil prueba CRE Elite Femenina / © UCI

Para esta ocasión, la prueba por equipos femenina se disputará sobre una distancia de 54,5 kilómetros con salida en Ötzal (700 metros de altura) y llegada en Innsbruck (582 metros de altura). Se trata, como se puede deducir por la tendencia descendente de la jornada, de un circuito tremendamente rápido en el que la ausencia de curvas realmente complicadas beneficiará, como debe ser en estos casos, a las grandes especialistas.

Será fundamental, en cualquier caso, que los equipos sepan gestionar bien sus esfuerzos en varios repechos realmente pestosos situados a lo largo del recorrido en los que podría ser fácil, a poco que alguien pierda el ritmo, que la formación se descomponga con la consiguiente sangría de tiempo.

Precisamente, el primero de esos repechos lo encontrarán las 12 escuadras participantes nada más comenzar su andadura. Será fundamental, por lo tanto, salir completamente concentradas y, sobre todo, no perder la compostura en ese primer centenar de metros que darán paso a una larguísima bajada de algo más de 20 kilómetros. Tras ese terreno favorable, las participantes entrarán en una mitad final en la que el perfil de la prueba se torna más accidentado y donde, sin duda, se decidirá el podio final gracias, en buena parte, a la capacidad de gestión de las fuerzas que muestre cada grupo.

Boels-Dolmans, la clara referencia

Boels-Dolmans, ganadoras en 2016 / © UCI

Cualquiera que haya seguido, aunque sea puntualmente, la temporada femenina sabe de la enorme igualdad que existe en la categoría, lo que se traduce en divertidísimas y atractivas carreras en las que las previsiones son complicadísimas. Sin embargo, la imprevisibilidad del ciclismo femenino individual se desdibuja mucho en el plano colectivo. Las neerlandesas de Boels-Dolmans llegana Innsbruck como la gran referencia. Son, no cabe duda, las rivales a batir. Han dominado la temporada con soltura y su bloque es el más potente del panorama mundial.

No quiere decir esto que puedan tomarse las cosas con calma. El sexteto de Sunweb, defensor del título mundial, asoma en el horizonte como el principal rival de las neerlandesas, pero lo hace con un enorme inconveniente: la ausencia de Floortje Mackaij, que se sigue recuperando de la fractura de mandíbula sufrida este mismo mes. El listado de aspirantes al podio lo completan las mujeres de Mitchelton-Scott, Alé Cipollini, Canyon-Sram y Wiggle High5 aunque, con la excepción de este último, parece que sus máximas aspiraciones no pasan del bronce.

ORDEN DE SALIDA

BEPINK (ITA)10:10
VIRTU (DIN)10:13
PARKHOTEL (HOL)10:16
COGEAS (RUS)10:19
BTC CITY LJUBLJANA (ESL)10:22
VALCAR PBM (ITA)10:25
WIGGLE (GBR)10:28
ALE (ITA)10:31
CANYON (ALE)10:34
MITCHELTON (AUS)10:37
BOELS (HOL)10:40
SUNWEB (HOL)10:43

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*