Purito y su vuelta: “Me da rabia no tener respuesta”

purito-bahrain

Navardaukas, Nibali, Visconti y Purito © Ciclo 21

Joaquim “Purito” Rodríguez era el otro gran protagonista -junto con Vincenzo Nibali e Ion Izagirre– de la primera concentración y primera conferencia de prensa oficial del Bahrain-Merida, el nuevo equipo que espera licencia World Tour y que comanda el sudafricano Brent Copeland. Una categoría que depende de la suma de los puntos UCI y sus normas -que aún no ha comunicado si son 17 o 18 equipos- para entrar en la primera división. Los 211 del catalán eran muy jugosos y ya los tienen a cambio de una situación que aún nadie conoce. Ni siquiera el gran protagonista, un auténtico cerebro en ebullición sin saber hoy qué dirección seguir. En su mano -y en el de la UCI- está por si finalmente sus estadísticas son necesarias. Una treta legal que genera una situación inédita.

Fernando Ferrari / Ciclo 21. Porec (Croacia). Enviado especial

-¿Cómo explica a lo que ha llegado a este momento?

-Estamos en una situación en la que ya había dicho que me retiraba. Fue una despedida bonita, lógica, en el que la gente recuerda mi último Tour, mi última carrera para mí que fue la Olimpiada, pero luego se torció todo la verdad. No me esperaba que tenía que correr ciertas carreras. Pensaba que iba a estar mejor valorado por según quién y que se iba a respetar mi decisión y al final no ha sido la despedida que a mí me hubiera gustado. Me sentí dolido con un equipo [Katusha] en el que tenía pensado seguir con otra función y el irme así no me ha gustado nada. No era como la pensaba y no quiero que quede así.

-¿Fue una mala gestión con Katusha?

-Todo estaba más que gestionado. Al final era un punto en el que la decisión tenía que ser mía, pero no se entendió bien y pasó lo que pasó. Me dolió porque ninguna de las dos partes nos lo merecíamos.

-Y de repente…

-Y en medio de todo ésto llegó Bahrein-Merida para preguntarme qué quería hacer en el ciclismo. «Nos interesas muchísimo y elige tú lo que quieres hacer» me dijeron. Y eso a mí me llena y me siento muy valorado por gente con la que había tenido poco contacto.

-La pregunta del millón en el mundo del ciclismo y el deporte. ¿Va a seguir corriendo?

-Vamos a decir la verdad. Ahora estoy en un momento que me pregunto qué voy a hacer en el futuro. Hoy por hoy no tengo pensado correr y me da rabia no tener respuesta. Me han dado el calendario de carreras pero les he dicho que me dejen pensarlo bien. Ahora mismo no veo dónde empezar ni dónde terminar. Todo me ha venido demasiado de repente y vamos a seguir pensando en lo que me querían para un principio, es decir, como imagen del equipo y para ayudar a los jóvenes. Les agradezco muchísimo que me den la oportunidad de retirarme donde quiera, pero en este momento no tengo claro lo qué voy a hacer. Hoy en la ducha pensaba que voy a volver a correr, pero cuando he salido me he dicho, calma y estate tranquilo.

-¿Los puntos UCI es una de las razones del interés?

-Me fichan para aportar de cara a los jóvenes y al grupo español con Ion Izagirre. Han apostado muchísimo por ellos y vamos a ver si siguen aumentando el número en el futuro. Imagino que con los puntos de Nibali y los de Izagirre tienen bastante. Sin los míos creo que estaban bastante ya dentro. La gente puede pensar lo que quiera y me duele que piensen que solo me quieren por mis puntos UCI después de tantos años. Que cada uno venda lo que quiera, pero me han fichado para otra función. Ahora mismo tengo tengo mensajes de un montón de excorredores, como Egoi Martínez, que me decían que le estoy echando un par dejándolo así. Veo las carreras y me duele y me queda un nudo en el estómago. Y que venga un equipo ahora para decirme tienes ésto y que si quiero volver, puedo, es muy grande por parte de un equipo.

Los cinco españoles © Ciclo 21

Los cinco españoles © Ciclo 21

-Así que la decisión final es solo suya.

-Ya no hablo de puntos. Me refiero a mí, que me veo de nuevo dentro un equipo y que me está valorando muy bien, que me deja decidir y aún así tengo la seguridad de dejar la bici y luego qué hago. Que pueda entrenar, que me guste, me pique, me queme… Tampoco no quiero pensar que me he ido en un sitio en el que no quise. Que dependa todo esto de mí es el sueño de todo corredor. Habrá gente que lo entienda y otra que no. Para es una salvación.

-¿Cuál va a ser el proceso para decidir su futuro?

-El día a día. Entrenar no lo he dejado y llevo 17 años de profesional. No es fácil romperlo y empezar de cero y a hacer otra cosa. Siempre he estado haciendo deporte a un nivel muy alto y no puedes dejarlo así como así, pero sigo sin saber qué decirte. De hecho mi plan es ir a una feria con una marca, estoy haciendo BTT porque ya les había dicho que lo quería hacer el año que viene. Depende de mí y de mi familia.

-¿Le motiva algo en especial para valorar ese regreso competitivo?

-Me motiva mucho cómo me he sentido estos días aquí, el volver a un grupo… Me recuerda al ambiente del comienzo de Katusha. Llevaba unos años que me costaba mucho y ahora recupero esas ganas de estar con ellos, hablar… Cuando estoy con ellos me siento súper corredor y cuando me alejo pienso lo contrario. Si tengo la primera sensación cuando empiecen las carreras será lo que me mueva a competir de nuevo, borrón y cuenta nueva, al ciento por ciento y a muerte.

-Pero si decide volver será para ser ganador.

-Claro. Si vuelvo no es para decir que he hecho el 122º en la Lieja y me retiro ahí. Esto no es fútbol que tienes una buen técnica y salvas el partido. Aquí o estás a tope o no haces nada. No quiero echarme flores pero dejé la bicicleta en Río estando muy arriba y con los mejores.

-¿La oferta económica también es una buena razón?

-No puedo decir que sea ridícula pero tampoco que sea un chollazo como he oído. No es ni mucho menos la de un corredor. Voy a cobrar un cantidad a años luz de la de Katusha, como diez o quince veces menos. Esto es para seguir vinculado al ciclismo. Fui a la Vuelta a comentar la etapa de Mas de la Costa con Televiisón Española y te puedo asegurar que no es fácil ponerte al otro lado de la valla. N tener un rol dentro de un equipo es complicado. katusha en ningún momento me ofreció seguir con ellos en otra función. Tuve ofertas todas como corredor y la única diferente fue aquí.

-¿Cómo está viviendo todo este galimatías?

-Lo que me fastidia es que es una situación que me ha venido sin buscarla y parece que me estoy haciendo la víctima. Y ese rollo en la vida me ha ido. Y me pregunto qué tenga que estar yo ahora así, con lo que bien que me ha ido y que en un mes y pico me haya cambiado mi situación… No digo que tenga rencor, pero sí esa cosa dentro y no quiero pensar en llegar a los 50 y pensar qué gilipollas fui por haber dicho una cosa y luego no.

-No puede negar que hay mucha gente pendiente de su camino.

-Tampoco quiero generar esa expectativa. Todo lo que sale de ciclismo bueno es, pero tampoco quiero que se haga una película de esto.

-¿Cómo valora la plantilla?

-Esa es otra. Además es un equipo que me gusta, cómo está organizado, me atrae, me motiva y eso también me hace pensar.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*