Raúl Martínez de Morentín: “Necesitaba un cambio de aires”

Raúl Martínez de Morentín, en la salida del Campeonato de España CRI 2015 © GD Lizarte

Raúl Martínez de Morentín, en la salida del Campeonato de España CRI 2015 © GD Lizarte

La de 2016 se presenta como una temporada de cambios para el Raúl Martínez de Morentín.

El primero, en forma de equipo. Tras completar tres años en las filas del Lizarte, llega al Gomur-Liébana con ilusiones renovadas. “Estoy muy contento, llego a uno de los mejores equipos de la categoría. El trato con el staff está siendo muy agradable, y ya estoy deseando empezar a demostrar que han acertado trayéndome”.

El corredor navarro ha estado tres temporadas a las órdenes de Manolo Azcona, que le han servido para crecer como ciclista y conseguir buenos resultados, como el Campeonato de Navarra de contrarreloj en 2015. “Salir de Lizarte supone un cambio de aires que necesitaba y creo que me va a sentar muy bien, tanto física como mentalmente. Han sido tres años muy bonitos donde dejo buenos amigos y les deseo lo mejor”.

Aunque 2015 no ha sido su mejor año sobre la bicicleta: “Me quedaría con dos momentos: el campeonato CRI de Navarra, donde pude marcar el mejor tiempo de todos y ganar tanto la general de la carrera como el Campeonato CRI élite; y el otro fue la CRI del Campeonato de España en Cáceres, aunque no pude hacer un buen resultado -9º en su categoría y 25º en la clasificación global-“.

Raúl es un corredor de equipo, con planta de potente rodador (1,87 cm y 70 kg) que en los últimos años se ha ido especializando en la lucha contra el crono. Prueba de ello es su triunfo como campeón navarro de la modalidad en 2015, además del 4º puesto en el Campeonato de España en 2014, sobre el trazado que más tarde acogería el Mundial. “Quiero seguir progresando sobre la cabra, e intentar revalidar los éxitos de 2015”.

No es su único objetivo, ya que la Copa de España también aparece en su horizonte: “Quiero mejorar en los primeros meses del año para intentar estar lo más arriba posible en la Copa de España, ya que 2016 será el último año que la pueda correr”.

La variedad de pruebas, que prima a corredores completos, se antoja como un buen escenario para brillar para el de Caparroso. Pero no se conforma: “En el Torneo Euskaldun también me gustaría brillar, y por qué no, poder alzar los brazos, y ser regular en las vueltas de verano”. Una lista de deseos ambiciosa para un hombre que será una de las bazas de la escuadra rosa.

Fuente: @GoramaCycling

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*