Van Gansen, suspendido 32 meses por acoso sexual

Patrick Van Gansen © As

La Unión Ciclista Internacional (UCI) ha anuncido  que su Comisión Disciplinaria ha emitido su decisión en el procedimiento disciplinario relativo a Patrick Van Gansen (exdirector del equipo continental femenino UCI Health Mate-Ladies) relacionado con las acusaciones de acoso sexual por parte de varias corredoras. La UCI había comunicado previamente la apertura del procedimiento disciplinario a raíz de las conclusiones extraídas por la Comisión de Ética de la UCI, así como el desarrollo de la investigación por parte de esta última, que había requerido el apoyo de la agencia de investigación independiente Sport Resolutions para el establecimiento de los hechos.

La Comisión Disciplinaria de la UCI confirmó la apreciación de la Comisión de Ética de la UCI y llegó a la conclusión de que se habían cometido violaciones del Código de Ética de la UCI.

Por lo tanto, la Comisión Disciplinaria de la UCI ordenó que Van Gansen fuera suspendido del ejercicio de cualquier función en el ciclismo durante un período que comenzó retroactivamente a partir del 16 de abril de 2020 y se extenderá hasta el 31 de diciembre de 2022. Como medida adicional y condición para la emisión de una nueva licencia una vez cumplido el período de suspensión, Van Gansen deberá seguir un curso que aborde la cuestión del acoso sexual en el lugar de trabajo y que será impartido por un instituto profesional reconocido.

La UCI «se congratula de esta decisión, que sienta un importante precedente en materia de acoso sexual. Es esencial para el bienestar de los atletas que éstos confíen en las instituciones y se sientan libres de denunciar el acoso en todas sus formas. La UCI se esforzará por apoyar a todas las personas que deseen denunciar este tipo de acciones, tanto si son víctimas como si son testigos de comportamientos no conformes con las normas éticas de nuestra Federación».

En 2016, la UCI ha adoptado un Código Ético que luego fue adaptado en 2018 para proporcionar un marco normativo claro con respecto al acoso y el abuso, de modo que los atletas estén protegidos contra todas las formas de acoso y «sientan que están respaldados por nuestra Federación y que el personal, los procesos y los órganos judiciales necesarios están en su lugar».

Desde 2019, «hemos llevado a cabo una campaña de sensibilización con todos los equipos profesionales de carretera femeninos y masculinos. Todos los miembros del personal, incluido el director del equipo, deben firmar un documento en el que reconocen importantes normas de conducta y se comprometen a luchar contra el acoso y el abuso dentro de su equipo.

Con el fin de reforzar las medidas en vigor, la UCI trabaja para crear una plataforma para los denunciantes, incluso a nivel interno de la UCI y de su brazo de formación, el Centro Mundial de Ciclismo de la UCI. También se impartirá formación a las personas susceptibles de recibir denuncias de acoso, incluyendo el personal de la UCI, los miembros de la Comisión de Ética de la UCI y el Presidente de la Comisión de Atletas de la UCI. Para llamar la atención de todas las partes interesadas sobre su responsabilidad en el bienestar de los atletas, se publicará material de sensibilización en el sitio web de la UCI. Además, se publicarán códigos de conducta específicos relacionados con las diferentes organizaciones implicadas en la formación de los jóvenes atletas para garantizar que todas las personas implicadas sean responsables de sus acciones. También sacaremos conclusiones del pasado y de los procedimientos en curso para revisar nuestras normas y garantizar que las reclamaciones se traten con la mayor rapidez posible.

 

20 abril 2o20

La Unión Ciclista Internacional (UCI) anuncia que su Comisión de Ética ha completado su informe en el caso, que inició su investigación el pasado 28 de junio de 2019, que observa indicios de culpabilidad por parte de Patrick Van Gansen (exdirector general del Health Mate-Ladies) relacionado con acusaciones de varias corredoras del equipo por acoso.

Después de completar dicho informe, que tuvo en cuenta un número considerable de declaraciones y abarca varios años, por la agencia de investigación independiente The Sport Resolutions, la Comisión de Ética de la UCI llegó a la conclusión de que se habían cometido violaciones del mencionado ordenamiento.

Teniendo en cuenta las sanciones recomendadas, el asunto ha sido entregado a la Comisión Disciplinaria de la UCI, que ha iniciado los procedimientos con vistas a la posibilidad de imponer sanciones. Van Gasten, de 54 años de edad, fue acusado por varias corredoras de presuntos abusos sexuales, comportamientos inapropiados y amenazas, las fueron desmentidas por el director y anunció medidas contra las corredoras por mancillar su imagen.

Esther Meisels, Sara Mustonen y el padre de Chloë Turblin, presentaron quejas por separado ante la Comisión de Ética de la UCI, denunciando abusos por parte de Van Gansen. Sus quejas se centran en el Código de Ética de la UCI: Anexo 1 -pag. 13-, que cubre la protección de la integridad física y mental, el acoso sexual y el abuso.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*